mujer

Las personas que caminan muy rápido son las menos felices, según estudio

mujer caminando pasos tenis blancos 52205
eakkaluktemwanich vía Shutterstock

El lenguaje corporal es más relevante de lo que imaginamos. Uno de los gestos más importantes de éste, es la forma de caminar.

Según la psicología, tu manera de andar puede decir mucho sobre ti, en especial si lo haces lento o con mucha prisa.

mujer atletica caminando con smartwatch
Olena Yakobchuk / Shutterstock

Diversos especialistas han estudiado la relación que existe entre la manera de caminar y la personalidad de cada individuo.

Uno de ellos fue Werner Wolff, quien realizó un estudio en 1935, donde le pidió a un grupo de personas que definieran la forma de ser de otros individuos, teniendo como único dato la forma en que caminaban.

caminar despacio
Creaturart Images / shutterstock

A partir de ese momento, otros expertos en el área se han dado a la tarea de indagar sobre qué tanto dice el andar sobre la personalidad de alguien.

Así, se han determinado diversas formas de caminar: están quienes lo hacen de manera pausada y lenta, o los que prefieren hacerlo rápido.

caminar correr ejercicio
lzf vía Shutterstock

Un estudio reciente, realizado por científicos de China, indica que las personas que caminan con prisa tienden a ser menos felices que quienes tienen un andar tranquilo y relajado.

Los investigadores consideran que los primeros suelen tener una personalidad mucho más intensa y perfeccionista, y si las cosas no salen como esperan, su estado de ánimo puede verse severamente afectado.

estres enojo frustracion trabajo 0901205
fizkes vía Shutterstock

También suelen ser introvertidos, lo que les dificulta desarrollar y mantener relaciones personales.

Además, se les complica lidiar con el estrés y no acostumbran a tomarse un respiro de sus actividades diarias, lo que los hace más vulnerables a sentirse infelices.

momentos incomodos 1
Enrico Fianchini/iStock

En cambio, aquellos que caminan lentamente tienen más probabilidad de mantener un mejor control de sus emociones.

A la vez, son pacientes y tienen una gran habilidad para solucionar sus problemas, lo que les ayuda a permanecer en un estado de tranquilidad.

shutterstock 420681685
g-stockstudio/Shutterstock

Pero no todo es negativo para las personas que acostumbran caminar aceleradas. Los psicólogos responsables de este estudio encontraron que estos individuos poseen un autoestima elevada y una gran confianza en general.

caminar correr
Photo by pixpoetry on Unsplash

¿Y tú que tan rápido caminas?

Sigue leyendo: