Recibe las mejores energías en tu casa este año: 9 ideas del feng shui para renovarla

sala de estar casa decoracion
Photographee.eu vía Shutterstock

Para el feng shui, el hogar es la sede de tu energía y de tus oportunidades. No se trata de mover los muebles de tu casa según una serie de reglas establecidas de manera aleatoria, sino de encontrar maneras de reducir el estrés, mejorar tu bienestar y recibir la buena energía en tu vida a través de la disposición y del aspecto de tu hogar.

De manera literal, las palabras de las que se compone feng shui se traducen como ‘viento’ y ‘agua’, los dos elementos vitales para el ser humano: el aire que respiramos y el agua que nos alimenta. Esta corriente de la filosofía china tiene sus raíces en el taoísmo y en el budismo. De todos modos, los elementos del feng shui son los de cualquier cultura en cualquier momento de la historia: fuego, aire, metal, madera, tierra y agua. Todos estos elementos se relacionan con nosotros; todo lo que nos rodea está vivo y tiene un efecto en nuestra energía, solo que a veces no nos damos cuenta.

Quizá no te imagines cómo lo que te rodea puede afectar tu humor, pero este ejemplo te lo aclarará: ¿se siente igual estar en un apartamento en el centro de la ciudad que en una cabaña en el medio del bosque? ¿Se siente igual vivir frente a una playa que en la montaña? El feng shui atribuye esas diferencias a la presencia de los elementos. Si vives en la costa de una playa, el agua será el elemento predominante. En cambio, un apartamento en Nueva York tendrá mucho metal.

cabana bosque atardecer
Svetography997 vía Shutterstock

9 ideas para renovar tu casa este 2019 con el feng shui

El mes de enero es considerado el mejor para renovar la casa, ya que marca el fin del año chino. También es un momento en que, como coincide con el comienzo del año nuevo occidental, muchas personas nos dedicamos a mejorar nuestra vida de alguna manera.

1. Comienza por la puerta

La puerta de tu casa da paso a la energía que entra en ella. Además, es lo primero que verán tus visitantes. La puerta representa la manera en que te presentas al mundo y cómo otros te ven; es como una primera impresión. Presta atención al aspecto de la puerta: ¿cómo se ve el color?, ¿la pintura está descascarada? También fíjate cómo desliza el pestillo y en qué estado está la tranca de la puerta, si hacen ruido las bisagras, si te es muy difícil abrirla e incluso si hay objetos que impiden que se abra por completo. Estos son algunos consejos que Marianne Gordon, asesora de feng shui desde hace más de 20 años, comparte para Mind Body Green.

Anjie Cho, arquitecta y experta en feng shui, también recomienda ver si el número de puerta está limpio y se lee claro. Dice para Mind Body Green que, así, será más fácil que las oportunidades te encuentren. Limpia tu puerta y toma nota de todo lo que haya que reparar, para asegurarte de dar la bienvenida a las mejores energías en tu casa este año.

puerta casa
Zach Wright vía Shutterstock

2. Da la bienvenida a las nuevas energías

Como la puerta de entrada es también la entrada de la energía y las oportunidades, puede ser buena idea encargarle tus deseos y aspiraciones. Cho recomienda que, en un día especial, como tu cumpleaños, el comienzo del año chino o una luna nueva, entre las once de la mañana y la una de la tarde (las horas más yang del día), escribas, con tinta negra, una lista de nueve deseos para ti misma, en un papel rojo. Léela en voz alta, conscientemente. Luego, fírmala. Cuidadosamente, dóblala y guárdala en un sobre rojo. Posiciona tus aspiraciones e intenciones del lado de adentro de tu hogar, por arriba de la puerta. Asegúralas bien.

Dice Cho: «ahora, cada vez que pases por tu puerta principal, estarás invocando la energía de esos deseos para que se manifiesten en tu vida».

feng shui decoracion china
OSABEE vía Shutterstock

3. Acondiciona la entrada de tu casa

Luego de que ha pasado por la puerta, la energía debe seguir fluyendo dentro de tu hogar de forma libre. ¿Tienes algo que esté bloqueando el paso en la entrada de tu casa? Quítalo del camino inmediatamente. La idea es mantener allí solamente lo que necesitas. Si es invierno, es razonable tener un perchero con una bufanda y una chaqueta abrigadas esperándote antes de salir. Pero si es verano quizá el perchero sea inútil, a menos que lo uses para tus sombreros, por ejemplo.

entrada casa 1
Artazum vía Shutterstock

4. Reorganiza tu cocina

La cocina debería estar siempre llena de comida saludable, que significa la abundancia. Presta atención al estado de tus electrodomésticos. También a la organización de tu alacena. ¿Están a más alcance los alimentos que más utilizas? Organizar tu cocina abrirá paso a las nuevas energías. Si tienes la alacena o el refrigerador llenos de alimentos en mal estado o vencidos, estarás impidiendo la entrada de más alimentos saludables. Esto funciona así: si tus compartimientos están llenos, lo que le estás diciendo al universo es que ya tienes todo lo que necesitas.

Un consejo de Gordon: si el lavamanos está directamente al lado de la cocina, puedes considerar colocar una tabla de picar de madera o un ramo de hierbas (que representen la madera y la tierra, respectivamente), para que el elemento del agua no choque con el fuego.

alacena cocina
Miroslav Pesek vía Shutterstock

5. Ordena tu sala de estar

En feng shui, se trata de hacer que las salas de estar sean lo más cómodas posible, y eso muchas veces significa guardar los electrónicos. Los cables y enchufes, las luces led y los controles remotos interrumpen la vista, así que trata de desenchufar tus electrónicos, guardar sus controles y esconder los cables para que tu sala tenga un aspecto más ordenado.

Si tienes una biblioteca llena de libros y decoraciones, también trata de despejarla. Dona los libros que ya no quieras volver a leer y encuéntrales otro lugar a las decoraciones. Muchas veces el feng shui se trata de ser minimalista: dejar algunos espacios vacíos para dejar entrar lo nuevo a tu vida.

sala estar biblioteca libros
united photo studio vía Shutterstock

6. Adorna el centro de tu casa

De acuerdo al mapa de pa kua (una herramienta esencial del feng shui), el punto central de tu hogar tiene que estar libre de muebles o estanterías altos. Su elemento es la tierra, así que hónrala introduciendo colores como amarillo, crema y dorado, si te es posible. Considera colocar una alfombra de color pastel muy claro, cercano al blanco, que actuará como centro de distribución de la energía hacia el resto de los ambientes de tu hogar. Velas, plantas en macetas colores tierra, una lámpara de sal, son buenas adiciones a este ambiente.

mesa ratona cafe maceta interior
Africa Studio vía Shutterstock

7. Si tienes un comedor, utilízalo

Muchas personas no tienen tiempo de sentarse en el comedor a compartir una comida con la familia, pero es importante hacer el esfuerzo para utilizarlo: compartir el alimento es una manera muy sencilla de invitar energía positiva en tu hogar. Cuando no se esté usando la mesa, puedes colocar una cesta con frutas sobre ella. Las frutas redondas como las peras y las naranjas atraen la abundancia.

cena amigos
Monkey Business Images vía Shutterstock

8. Evita que la energía se vaya por el desagüe

El baño puede ser el lugar donde menos energía haya, dado que tiene varias salidas para el agua y los desechos. Gordon recomienda colocar un pequeño espejo en la puerta del baño, del lado de afuera, para contener la energía dentro de la casa y evitar que se vaya por el desagüe. Si tienes un baño en suite, coloca una puerta, una cortina o un biombo que divida la parte donde está la cama de la puerta del baño.

bano ducha
yampi vía Shutterstock

9. Acondiciona tu dormitorio

En la filosofía del feng shui tu dormitorio te simboliza y te afecta más que cualquier otra habitación de la casa. Enfrenta la cama a la puerta del dormitorio, de manera que la veas cuando te acuestas; esto se llama la posición de mando. Cuando estás durmiendo, es mejor que puedas ver la puerta, la entrada de la energía, pero no estés alineada de manera directa. La mejor posición es en diagonal con respecto a la puerta. Si esto no es posible, puedes colocar espejos que te permitan ver la puerta desde tu cama.

También es importante tener espacio disponible a ambos lados de la cama, y debajo de ella, para que la energía fluya libremente a nuestro alrededor. Si, además de dejar espacio a tu lado, tienes dos mesas de luz (no tienen que combinar, pero es mejor que sean de tamaños parecidos), estarás dejando lugar para tu pareja o para tu futura pareja. También debes tener una cabecera en tu cama: esta adición crea estabilidad y armonía. Es mejor si es sólida y no tiene barras ni agujeros.

Al levantarte, haz tiempo para arreglar tu cama y estar agradecida por una buena noche de sueño. Según Cho, es una buena manera de comenzar tu día. Esa energía resonará contigo el resto del día, hasta que vuelvas a acostarte allí.

hacer la cama
wavebreakmedia vía Shutterstock

Lee también: