Alimentos y consejos para sobrevivir el frío sin subir de peso

frio 1
Lopolo vía Shutterstock

La temporada invernal nos tiene con ochenta chamarras y temblando de frío, en estas situaciones de estrés para nuestro cuerpo, suele pedirnos muchas azúcares y grasa para aguantar el frío... pero a expensas de unos kilos de más.

Sin embargo, hay otras opciones que, si las sigues al pie de la letras, puedes hacer más llevadero el frío sin preocuparte por subir de peso.

1. Es el momento del caldo

No es ningún secreto que el caldo (consomé o sopa) de pollo es un remedio casero para cuando nos ataca la gripe. Incluso si no estás enfermo pero eres friolento, el líquido caliente le vendrá bien a tu organismo.

caldo vegetales
Olexiy Bayev vía Shutterstock

Con el frío tomamos mucha menos agua aunque la necesitamos siempre. Sea de pollo o una sopa de fideo, el agua también te mantendrá hidratado y vendrá con otros beneficios si le agregas una buena dosis de verduras.

2. Omega 3 para el aporte calórico

Bruce Spiegelman, doctor de la Facultad de Medicina de Harvard, indica que cuando son sometidas a temperaturas bajas, las células de nuestro organismo aumentan sus niveles de la proteína UCP1, encargada de activar la termogénesis (la quema de reservas de energía).

Eso quiere decir que debemos consumir un aporte calórico mayor para tener suficientes reservas que quemar, por lo que una gran idea es comer grasas saludables, como el Omega 3.

Africa Studio / Shutterstock

Encontrarás ese nutriente en el pescado, nueces, lentejas, linaza y soya. Puedes acompañar estas grasas saludables con arroz y pasta, pero ten en cuenta que los carbohidratos extras quizá rompan tu dieta.

3. Cocina con cebolla y ajo

El ajo y la cebolla contienen altas dosis de alicina, un compuesto que ayuda al fortalecimiento del sistema inmunológico y es un gran antiséptico natural.

ajo
team voyas/Unsplash

La alicina es el compuesto que da al ajo ese olor tan penetrante pero es, al mismo tiempo, el responsable de hacerlo tu aliado contra las enfermedades. Te dejamos aquí una buena receta para que la prepares, te pongas calientito y te protejas de los virus.

4. Frutas y muchos, muchos cítricos

Siempre pensamos en las frutas como uno de los alimentos más sanos, y no estamos mal. Durante temporadas de frío, puedes comer una (o muchas) sin preocupación porque las calorías que consumas afecten tu peso ideal.

vitamina c 1
Dora Milanovich vía Shutterstock

Además, consumir cítricos como la naranja, el limón, la mandarina o el kiwi te aportarán grandes dosis de vitamina C, nutriente que te ayuda a disminuir la duración de un resfriado común.

5. No te excedas con el alcohol

Existe un mito sobre que el alcohol nos mantiene con al temperatura alta. En un primer momento, su efecto vasodilatador provoca que las venas y arterias se abran para que el flujo sanguíneo sea más constante.

Si el frío continúa y estás tomando bastante alcohol, el hipotálamo enviará una señal para que sangre se concentre más en los órganos vitales y el frío comenzara a resentirse en las extremidades.

no consumir alcohol
Mateone/Shutterstock

Algunos licores suelen elaborarse con determinadas dosis de azúcar para darles un sabor dulce. Esto no permitirá que bajes de peso, sobre todo si lo combinas con refrescos y otras bebidas azucaradas.

También te puede interesar: