mujer

La clave para prevenir la artritis podría estar en la forma en la que te ejercitas

artritis mujer
Olena Yakobchuk/Shutterstock

Las enfermedades reumáticas afectan a más de 50 millones de adultos sólo en Estados Unidos, de acuerdo con datos de la Fundación de Artritis. Este tipo de padecimientos se encuentran entre los más predominantes en la vida contemporánea.

Existen 100 tipos de artritis, pero entre ellas destacan dos: la osteoartritis y la artritis reumatoide. ¿Sabías que este padecimiento se presenta principalmente desde los 25 a los 50 años, afectando especialmente a las mujeres? Así lo indica la Asociación Mexicana de Familiares y Pacientes con Artritis Reumatoide (AMEPAR).

ansiedad preocupacion 1
fizkes vía Shutterstock

La artritis es una afección que causa inflamación en el revestimiento de las articulaciones, lo cual provoca dolor, hinchazón y una disminución del movimiento. Ésta puede afectar diferentes articulaciones del cuerpo y causar daños en cartílagos, huesos, tendones y ligamentos, de acuerdo con información de la Fundación de Artritis.

El dolor y rigidez de la artritis van tomando posesión del cuerpo de quien la padece. Salir de la cama o levantarse del sillón puede ser un reto complicado para las personas. A pesar de que es una enfermedad de origen desconocido, los factores hereditarios y ambientales desempeñan un papel importante.

mujer con artritis
Rustle/Shutterstock

Aunque no parezca, la salud de las articulaciones es parte fundamental del bienestar y calidad de vida de cualquier persona. Si te detectan artritis en una etapa temprano, podrás tener un tratamiento que protegerá a tus articulaciones de daños permanentes.

Un diagnóstico oportuno puede beneficiar tu estilo de vida y salvar tus articulaciones. Es importante una detección temprana, pues algunos tipos de artritis pueden dañar al corazón y a otros órganos internos.

corazon roto cancer portada 0
Ingram Publishing - RF - Thinkstock | Stock-Asso vía shutterstock

¿Cuáles son los síntomas de la artritis?

Aunque pareciera que la artritis es un padecimiento simple, no lo es. Existen más de 100 tipos, así como enfermedades similares a ella, por lo que el diagnóstico suele ser algo complicado. De acuerdo con Mayo Clinic, entre los síntomas principales puede aparecer dolor, hinchazón, rigidez en las articulaciones y una disminución en el movimiento.

Estos síntomas no sólo se presentan en adultos mayores, también pueden aparecer en jóvenes, por lo que es de suma importancia consultar a un especialista si tienes alguno de estos signos.

hinchazon dolor artritis
Emily frost/Shutterstock

¿Cómo se previene la artritis?

Aunque aún no existe una causa que determine la enfermedad, hay varios consejos para reducir el riesgo de vivir con artritis. Estos pueden beneficiar a la salud, incluso disminuir las molestias en las personas que ya la padecen.

ejercicio felicidad
michaelheim vía Shutterstock

Peso corporal adecuado

Mantener un peso saludable, además de prevenir infartos o diabetes, te puede ayudar a aliviar la presión articular y a minimizar el riesgo de presentar osteoartritis en las rodillas y en las caderas, así lo indica la Fundación de Artritis.

En el caso de los hombres, se recomienda evitar subir de peso en sus primero años de la vida adulta para no desarrollar gota, otra de las enfermedades reumáticas.

dolor rodilla hombre
Pixel-Shot/Shuttershock

Evitar los golpes

Trata de impedir golpes fuertes en las articulaciones, ya que pueden ocasionar lesiones en cartílagos, huesos, tendones o ligamentos y desencadenar algún tipo de artritis.

Asimismo, es importante evitar movimientos excesivos y repetitivos, para proteger tanto a los músculos como a las articulaciones. Esto ayudará a evitar un desgaste mayor que podría ocasionar osteoartritis.

golpe articulaciones
Mark Nazh/Shutterstock

Ejercicio de manera regular

Con la artritis las articulaciones se debilitan por el dolor, la inflamación y la rigidez. Hacer ejercicio de manera regular fortalecerá los músculos que las rodean para protegerlas y evitará el riesgo de desgaste en las articulaciones.

Elige actividades adecuadas, las que fortalezcan los músculos sin dañarlos. Si ya tienes artritis, puedes concentrarte en hacer ejercicios de estiramientos suaves que lleven las articulaciones a su total amplitud de movimiento, o incluir ejercicios aeróbicos de bajo impacto, como caminar o nadar.

comenzar ejercicio pasados los 40 anos
Olena Yakobchuk vía Shutterstock

No olvides que es importante consultar con tu especialista o un terapeuta para que te indique la actividad física ideal para ti, de acuerdo al tipo de artritis que presentes.

El ejercicio, además de controlar tu peso y mejorar tu estado de ánimo, ayudará a aumentar la densidad ósea y a reducir el riesgo de tener osteoartritis y osteoporosis, de acuerdo con expertos de la Fundación de Artritis.

plancha abdominal
Undrey/shuterstock

No fumar

Si quieres reducir el riesgo de tener artritis, debes considerar dejar el cigarro. De acuerdo con Mayo Clinic, fumar causa estrés en el tejido conectivo y eso puede aumentar el dolor e inflamación en las articulaciones.

Asimismo, el no fumar ni consumir bebidas alcohólicas puede prevenir la osteoporosis, pues ambos hábitos debilitan la estructura ósea y aumenta el riesgo de lesiones o fracturas en los huesos.

avance osteoporosis huesos
Crevis / Shutterstock.com

Reemplazo hormonal

Las mujeres tienen distintos ciclos durante su vida, entre esos está la menopausia. Al momento de que llega, es importante consultar con el especialista para considerar un reemplazo hormonal. De acuerdo con un artículo publicado por la Fundación de Artritis, muchas mujeres suelen perder densidad en los hueso durante la menopausia, pues los ovarios dejan de producir estrógeno.

Esta hormona ayuda a mantener el calcio y masa en los huesos. Un bajo nivel de estrógeno puede causar osteoporosis en las mujeres, por lo que se debe considerar un reemplazo de hormonas para prevenir estos problemas.

Hormonas naturales para la menopausia 1
iStockphoto/Thinkstock

La artritis puede afectar las manos y brazos, por lo que se vuelve más difícil realizar las tareas diarias. La inflamación en las articulaciones que soportan el peso de tu cuerpo, como las rodillas, puede impedirte caminar o sentarte de forma erguida. Evita que tus ligamentos se dañen consultando a un especialista, para que brinde un tratamiento adecuado contra la artritis.

Esto te puede interesar: