mujer

Justin Bieber y Britney fueron víctimas de la maldición de los 25, te explicamos en qué consiste

britney spears justin bieber collage 0
Kevin Winter/Getty Images | Theo Wargo/Getty Images for NYFW: The Shows

Primero, Justin Bieber se convirtió en tema de conversación por su inesperado compromiso con Hailey Baldwin, después con su inusual estilo para vestir y, ahora, por su decisión de raparse la cabeza. Lo interesante es que, ¿sabes qué otra celebridad se quitó todo el cabello más o menos a la misma edad? Seguro adivinaste: Britney Spears.

En 2018, Justin cumplió 24 años, mientras que Britney tenía 26 en 2007, cuando su encuentro con una rasuradora invadió a los medios. Cortarse el cabello es una de las maneras más populares para marcar el fin de una etapa (aquí te explicamos por qué). Y este comportamiento no se reduce sólo a la industria del entretenimiento.

La realidad, es que todos somos susceptibles a experimentar una situación similar. Se trata de la crisis del cuarto de vida.

Una crisis común entre los jóvenes

joven adulto trabajo estres frustracion
KimSongsak/Shutterstock

La crisis de la que más se habla y se bromea es la de la mediana edad. Ya sabes, cuando llegas a los 50 y según el estereotipo querrás comprarte un convertible rojo para salir con los amigos de tus hijos. Esta etapa se caracteriza por preguntarse: «¿qué he logrado en todos estos años?» y reconocer que todos algún día tendremos que morir.

Antes de llegar a ese punto (en auto nuevo o en el transporte público de siempre), las personas experimentan otro momento problemático. La crisis del cuarto de vida, como su nombre lo indica, suele presentarse a partir de los 25 años y hasta los 35. Es decir, de cuando te topas de frente con las responsabilidades de convertirte en adulto.

El Doctor Oliver Robinson es experto en Psicología y se especializa en temas de identidad, bienestar y salud mental. Este profesor de la Universidad de Greenwich define las dos formas que toma esta crisis. En una, el individuo se siente incapaz de asumir un rol de adulto, mientras que en la otra se siente atrapado dentro de su nueva vida adulta.

¿Cómo saber si experimento una crisis del cuarto de vida?

joven mujer pensar imaginar
pathdoc/Shutterstock

Ambas dificultades se originan por las complicaciones de cambiar de una etapa a otra. En un estudio de 2013, Robinson identificó las cuatro fases características de esta crisis.

1) El sujeto se da cuenta de que un compromiso particular en su vida (relación o trabajo) no es algo que desea mantener a largo plazo.

2) Se termina el compromiso y se dan los primeros pasos hacia el cambio. En esta etapa, se presentan sentimientos de incertidumbre, depresión y ansiedad, así como de pérdida de identidad.

3) Adopción de un nuevo estilo de vida, el cual implica experimentación e inestabilidad emocional. El centro de las preocupaciones se ubica en uno mismo, y no en las opiniones ajenas.

4) Descubrimiento de un rol más auténtico y alineado con la personalidad del individuo. Llega un nuevo aire de motivación.

Aquí viene la parte positiva

mujer trabajo feliz
stockfour/Shutterstock

Por supuesto que nadie se despierta en la mañana y exclama: «Ah, qué buen día, espero tener una crisis existencial hoy». Pero dicha experiencia llegará con buenos resultados, si decide enfrentarse.

Otro estudio del Dr. Robinson concluyó que un 80 % de los adultos recuerdan su crisis de los 20-30 y reconocen que les trajo un cambio positivo que su vida necesitaba. Este fenómeno le permite a los jóvenes ganar perspectiva, así como conseguir las habilidades emocionales que los volverán menos propensos a presentar una crisis de la mediana edad.

Sólo ve lo feliz que se ve Britney ahora.

Te recomendamos: