La ansiedad silenciosa: te contamos los síntomas y cómo sentirte mejor

ansiedad
sergey causelove/Shutterstock

Aunque tenga un trastorno de salud mental, una persona con ansiedad puede dar la impresión de tener todo bajo control e, incluso, ser exitosa. Eso es lo que los médicos denominan ansiedad funcional. Si bien no se trata de una enfermedad diferente de los trastornos por ansiedad, se utiliza para ilustrar un tipo de personas que rompe con los estereotipos de la enfermedad, es decir, no demuestra signos visibles.

Un mundo competitivo y ansioso

Según el filósofo contemporáneo Byung Chul-Han, nuestra autoexigencia es cada vez mayor en la llamada época de la productividad. En este sentido, la ansiedad es funcional al sistema. «Hay veces en que la ansiedad es muy motivadora, muy facilitadora», explica Carmen Tebbe Priebe, psicóloga deportiva de la Universidad de Iowa, en entrevista con Health. «Hace que las personas trabajen duro, por lo que puede parecer que son funcionales, pero no [siempre] están mostrando todo lo que está sucediendo».

¿Qué son los trastornos por ansiedad?

Si bien los nervios, la ansiedad y las preocupaciones son sensaciones comunes a toda la raza humana, cuando estos estados ocurren de forma muy intensa y frecuente comenzamos a hablar de un trastorno por ansiedad. Estos pueden venir en muchas formas: trastorno de ansiedad generalizada, fobias, ataques de pánico, ansiedad social o trastorno obsesivo-compulsivo.

Razones por las que padecemos ansiedad 2
lofilolo/iStock/thinkstock

¿Cuáles son los síntomas?

Aunque no todas las personas presentan los mismos síntomas, los signos de los trastornos por ansiedad pueden incluir:

  • preocupación obsesiva
  • problemas para dormir
  • miedos irracionales
  • tensión muscular
  • problemas estomacales crónicos
  • pánico escénico
  • timidez
  • ataques de pánico
  • flashbacks de situaciones traumáticas
  • perfeccionismo
  • comportamientos compulsivos
  • inseguridad o dudas sobre uno mismo

Es importante aclarar que lo que define un trastorno por ansiedad es el grado de gravedad de los síntomas y que sean tan frecuentes como para interferir en la vida diaria de la persona.

¿Cómo puedes mejorar?

Asiste a terapia psicológica

El tratamiento más recomendable para este tipo de casos es la terapia psicológica acompañada de medicación en el caso de que sea necesaria. La terapia es indispensable porque trata el problema de raíz y evita que empeore con el tiempo.

terapia psicologica ilustracion
Inspiring vía Shutterstock

Trabaja tu cuerpo y tu espíritu

El ejercicio puede ser especialmente útil para reducir los niveles de ansiedad y las tensiones musculares, mientras que la meditación y las técnicas de relajación también pueden ayudar.

Identifica tus pensamientos

Te ayudará, asimismo, ser capaz que identificar y desarticular pensamientos catastróficos (por ejemplo, pensar que te van a despedir si tienes un pequeño problema en el trabajo) y reconocer tu propia fortaleza ante las dificultades.

Nutre tu cuerpo

En cuanto a la alimentación, es mejor optar por alternativas saludables y evitar los estimulantes, como el café, las gaseosas con cafeína o los energizantes.

Por último, confía en el poder sanador de la palabra, habla con alguien, y ten en cuenta que los síntomas no se irán como quien apaga la luz, sino que disminuirán poco a poco.

No te vayas a ir sin leer...