mujer

Según especialistas, así es como puedes engañar a tu cerebro para comer menos

comer menos 1
goodmoments/Shutterstock

Empezar a comer menos no es una tarea sencilla, terminamos haciendo dietas estrictas y después volvemos a nuestro peso anterior por no poder llevar una alimentación equilibrada. Sin embargo, la clave para perder peso es hacer un proceso gradual.

La gastrofísica es un concepto del psicólogo de Oxford Charles Spence, que sugiere que la experiencia de comer y beber, está influenciada por un montón de factores desde el color, tamaño y forma del plato hasta el peso del tenedor, y que todos esos factores pueden jugar un rol importante en las cantidades y lo que comemos.

Siguiendo este concepto, el psicólogo sugiere una lista de recomendaciones que ayudan a engañar de cierta manera al cerebro, para así consumir menos.

Menos azúcar y más platos blancos

comer menos 2
AbElena/Shutterstock

Según el experto, la coloración de los platos puede llevarnos a comportamientos alimenticios poco saludables.

Una investigación ha revelado que los platos blancos tienen la habilidad de magnificar lo dulce de los alimentos. En el caso del estudio, el mismo postre de fresa era 10% más dulce cuando se servía en un plato blanco a diferencia de uno de color negro.

El experto recomienda reducir la cantidad de azúcar de las recetas y optar por platos blancos para engañar al cerebro.

Sostener el bowl con las manos

comer menos 3
antoniodiaz/Shutterstock

El principal problema de comer menos es no sentirnos satisfechos con menos calorías. Pero para Spencer, nuestros sentidos pueden ayudar a comunicar al cerebro que hemos comido lo suficiente, incluso hasta convencerlo de que hemos comido por demás.

Para el experto, esto es posible porque nuestros cerebros no parecen separar entre la comida y el plato. El peso del bowl en nuestras manos, le indica al cerebro que la comida es sustancial y hace que te sientas lleno de antemano.

Comer el snack en un plato rojo

comer menos 4
Becky Starsmore/Shutterstock

Si lo que quieres es reducir el consumos de snack salados, el experto recomienda optar por un plato rojo y sin cubiertos.

Al parecer, al igual que en el semáforo, el rojo es señal de parada y le dan al organismo la señal de que necesita frenar.

Concéntrate en la comida

comer ensalada
Foxys Forest Manufacture via Shutterstock

Spencer recomienda concentrarse en la comida a la hora de comer (y no es el único). Enfocarnos en las sensaciones que nos producen los alimentos puede ayudar a que nos sintamos más satisfechos comiendo menos.

Para ello, es necesario eliminar las distracciones de la mesa, como el celular o la televisión, para enfocarnos en lo que estamos comiendo.

La música es importante

comer menos 5
Olena Yakobchuk/Shutterstock

Aunque no lo creas, el sentido de la audición juega un importante papel en el gusto. Y muchos restaurantes y hasta panaderías lo aplican para que la experiencia sea aún mejor.

Pero en el hogar,  se recomienda la música lenta, ya que los ritmos fuertes pueden animar a que comamos más.

Para la gastrofísica, el color de los platos, su tamaño y el entorno que nos rodea repercuten notoriamente en nuestra manera de comer. Así que ya sabes, si están tratando de comer menos ten en cuenta estos factores.