mujer

¿Testículos inflamados? Conoce más sobre la hidrocele

hidrocele 2
Butsaya/Shutterstock

Los testículos son una parte fundamental del sistema reproductivo del hombre. Son las gónadas masculinas que producen espermatozoides y hormonas sexuales como la testosterona.

Por esta razón, los problemas que suelen diagnosticarse en los testículos despiertan la atención de los médicos aunque muchas veces la vergüenza o el miedo hacen que las personas no consulten en el momento debido. Tal es el caso de la hidrocele, que es una de las causas más comunes de cirugía a nivel global.

¿Qué es la hidrocele? 

hidrocele
joshya/Shutterstock

A la izquierda se muestra un testículo sano. A la derecha un testículo con hidrocele y la consecuente acumulación de fluido (en rojo). 

La hidrocele es una acumulación de líquido que se genera en una cavidad y se suele conocer también como «quiste de agua», aunque el líquido acumulado no es agua, es una especie de suero. Dentro de los distintos tipos de hidrocele, la más común es la que sucede en el cordón espermático y se conoce como hidrocele testis.

En este caso el fluido presente en el escroto, la funda que aloja y protege a los testículos frente a posibles roces o traumas, aumenta debido a la inflamación en el testículo o una obstrucción de un vaso sanguíneo o linfático. Al acumularse el líquido aumenta el volumen total del testículo y escroto y a simple viste se percibe como una hinchazón de los testículos. Esto puede suceder en uno o ambos testículos y suele ser una hinchazón indolora, que por desgracia muchas veces se interpreta como sin urgencia para consultar al médico.

No obstante, está hinchazón puede llegar a generar una hernia ingual. Este tipo de herniaes muy común en hombres,se forma en la ingle aunque puede llegar al escroto.

Congénito o adquirido

testiculos no descendidos en bebes 2
Purestock/Purestock/hinkstock

La hidrocele puede aparecer como una condición congénita o adquirida. 

Cuando sucede en recién nacidos, se debe a que la túnica vaginal no se cerró por completo, entonces la bolsa escrotal está aún conectada con el interior del abdomen, la cavidad peritoneal. De este modo el fluido peritoneal comienza a llenar el saco escrotal. En cambio, cuando la hidrocele es adquirida suele aparecer con mayor frecuencia en personas mayores a 50 años, aunque también adolescentes y jóvenes adultos pueden surfrirla. Se trata de una enfermedad que aparece como antecedente de un problema en los testículos, tales como epididimitis, tumores, traumatismo o torsión testicular.

Diagnóstico y tratamiento 

4 preguntas que deberias hacerle a tu medico en la proxima visita
anyaberkut via iStock

La hidrocele es diagnosticada mediante un examen del escroto utilizando una luz detrás del testículo (transiluminación) para descartar la presencia de masas sólidas dentro del mismo que podrían indicar otros problemas como cáncer de testículo. Pero como en la hidrocele el testículo está lleno de líquido, entonces la luz pasa a través de los mismos. Una vez esto confirmado se puede optar por un análisis de ultrasonido para confirmar el diagnóstico. 

La hidrocele no es realmente una condición peligrosa, pero ignorarla podría poner en riesgo la salud de la persona sobre todo si se confundió el autodiagnóstico. En el médico, una vez detectado la hidrocele se considera el nivel de dolor o las molestias que generan a la personas para realizar un tratamiento. En general, si el hombre no siente incomodidades no se procede a un tratamiento, ya que en hombres menores a 65 años la hidrocele se va con el tiempo.  

En caso de ser necesario, se remueve el líquido con una aguja mediante aspiración o con cirugía, realizando hidrocelectomía durante la cuál es extirpa el líquido. Se trata de una operación sencilla y corta. 

Tanto en esta situación, como en cualquier otro, es importante siempre cuidar de nuestra salud, estando alertas y buscando asistencia médica para prevenir cualquier condición que puede complicarnos la salud. 

También te puede interesar leer: