mujer

Citó por Tinder a más de 100 hombres y los hizo competir, pero todo tiene una razón

tinder 0
Alex Ruhl/Shutterstock

Al concretar un encuentro con una persona que conociste a través de una aplicación de citas, uno de los mayores miedos es que esa persona no sea la de las fotos. Sin embargo, puede existir una mayor decepción: que te hayan citado junto a otras personas y te hagan competir por esa cita, tal como le pasó a más de 100 hombres el pasado 19 de agosto en Nueva York. ¿Qué es lo que ocurrió?

Tinder

La cita masiva

Natasha Aponte es una modelo que vive en la ciudad de Nueva York que utilizó Tinder para citar a más de 100 hombres a la misma hora en Union Square sin que ellos lo supieran y con la misma excusa: un amigo suyo que es DJ iba a tocar y estaría bien encontrarse allí para luego ir a tomar algo.

Por este motivo, a las 6 de la tarde había más de 100 hombres frente a un DJ hasta que apareció Natasha arriba del escenario y explicó que debían competir entre ellos para tener una cita con ella.

«Todos los que están aquí hoy vinieron porque quieren tener una cita conmigo. Estoy soltera. La razón detrás de esto es que las aplicaciones para ligar son muy complicadas y dije '¿Cómo arreglo esto? Quizá puedo llamarlos a todos aquí en persona y ver cómo va y así resolver esto de una vez para siempre» pronunció Natasha arriba del escenario.

Las palabras de la modelo obviamente causaron indignación y que muchos hombres decidan marcharse de inmediato. Sin embargo, por más cruel que suene la historia hasta el momento, tiene una valerosa razón.

La competencia de Tinder

pensamientos que tenemos mientras esperamos al ligue de tinder10
Walt Disney Pictures/Pixar Animation Studios

Natasha comenzó a pedir que se marcharan los chicos con novia, los de baja estatura, los que se llamaban Jimmy, aquellos que tenían barba larga y también quienes no quisieran ser grabados, ya que había cámaras filmando lo que sucedía.

Obviamente ante estas solicitudes completamente irrisorias y superficiales, de los más de 100 hombres que había, solo quedaban menos de 10 que estaban dispuestos a ganar una cita con ella y llegaron hasta hacer flexiones y carreras en público.

¿Ella realmente buscaba novio?

Este engaño masivo de citas en realidad se trató de un experimento social con el fin de llevar la experiencia Tinder al mundo real.

Natasha explicó a CBSque fue un trabajo en conjunto con un productor llamado Rob Bliss, que realizó un cortometraje llamado El engaño de Tinder, en el que cuentan por qué lo hicieron con imágenes de la cita masiva.

Por su parte, Bliss dijo a ABC que el experimento quiso ejemplificar lo superficial que podemos llegar a ser las personas casi sin darnos en las aplicaciones de citas, pero sobre todo, quiso mostrar la indignación que produce en la vida real ser rechazado por lo mismo que se es rechazado en el mundo virtual.

El «experimento» por más que haya causado indignación a muchas personas por haberlo considerado sumamente cruel para los hombres que estuvieron allí presentes, al fin y al cabo logró su objetivo de demostrar lo vacío y superficial que pueden ser las aplicaciones de citas si las trasladamos al mundo real.

No te vayas sin leer: