explora

Bernie Sanders se retiró de la contienda presidencial: ¿qué les deparará a los latinos en EE.UU?

bernie 2020
Win McNamee/Getty Images

Durante meses, Bernie Sanders se consolidó como "el favorito" de la comunidad latina para ser el potencial ocupante de la Casa Blanca. De hecho, el senador se ganó el apodo "Tío Bernie" entre los hispanohablantes que siguieron de cerca sus propuestas presidenciales, él mismo acogió la denominación con gracia.

bernie sanders voto latino eu
Getty Images

A pesar de lo anterior, recientemente Bernie Sanders renunció a la carrera presidencial de manera definitiva, y con ello abrió camino para Joe Biden en la nominación del Partido Demócrata.

A pesar de pertenecer a la misma afiliación política, Biden y Sanders se enfrentaron en acalorados debates: si bien muchas de sus propuestas eran similares, hay vertientes que contrastan en gran medida, especialmente en lo que confiere a la comunidad latina que reside en EE.UU.

Sanders aseguró mediante su cuenta en Twitter que "la lucha sigue", y que desde su posición hará lo necesario para impulsar sus principales ideales (básicamente aquellos que lo "coronaron" entre los jóvenes de segunda y tercera generación): un sistema de salud universal, acceso gratuito a universidades y políticas de migración más "amigables".

Con Bernie fuera, ¿qué ofrece Biden para los latinos?

Primero que todo, cabe enfatizar que las políticas para "incentivar" la migración no fue punto prioritario para ninguno de los candidatos demócratas. Si bien ambos se oponen al popular muro de Donald Trump, hay una serie de datos duros que analistas como la politóloga Gabriela de la Paz destacan en todo momento: pese a representar un cambio de retórica, tanto Bernie como Joe tienen un historial mixto.

Migración

Cuando Biden fungió como vicepresidente hubo 3 millones de deportaciones en condiciones variables. Por su parte, Sanders votó en contra de la reforma migratoria en 2007 al argumentar que se afectarían los salarios de los estadounidenses.

A manera de "reivindicación", Biden cuenta en su plataforma que revertiría políticas fronterizas de Trump, pero de una forma más directa: destinaría hasta 4,000 millones de dólares a Centroamérica para lograr “reducciones cuantitativas” en materia de violencia. Esto pretende frenar la migración masiva, así como fomentar la estadía de los migrantes en su tierra natal.

Mientras tanto, Sanders exigía una reestructuración del sistema actual de migraciones: proponía una moratoria sobre las deportaciones, además de extinguir las redadas del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés). Por supuesto, detendría la construcción del muro en la frontera entre Estados Unidos y México, además de cerrar los centros de reclusión donde los menores indocumentados son separados de sus padres.

Educación

En materia de educación, Biden propone aumentar los fondos para las escuelas en áreas vulnerables, además propone potenciar un mejor salario a los profesionales de la educación: desde rectores hasta maestros. Aunque para ello aún no existe un presupuesto concreto, el ex vicepresidente Joe asegura que la mayor parte de sus proyectos educativos pueden convertirse en ley.

Durante el tiempo en que Sanders fue candidato, manejaba una agenda educativa de 10 puntos que podría resumirse en la prohibición total de las escuelas autónomas con fines de lucro. Esto último apegado al programa “Universidad para todos”, mismo que eliminaría la deuda de préstamos estudiantiles de todos los estadounidenses (a la vez que promovería una matrícula gratuita en el corto plazo).

Salud

Bernie resaltó por su ambicioso "Medicare": un sistema que nacionalizaría la atención médica estadounidense y que estaba inspirado en políticas nórdicas. En general, Sanders destacó por la política "más impuestos a los más acaudalados", y siendo la salud un tema prioritario, aquellas aseguradoras privadas con mayores ganancias otorgarían más impuestos para garantizar atención médica universal.

Por su parte, Biden planea otorgar mayores subsidios a los sectores más vulnerables gracias a una plataforma que pretende convertirse en una "secuela" del Obamacare. La propuesta tendría un precio aproximado de 750,000 millones de dólares durante un lapso 10 años.

La renuncia de Sanders se traduce en el enfrentamiento electoral directo entre Donald Trump y Joe Biden, a quien muchas personas en redes sociales le recuerdan un pasado "turbio" en el ámbito personal, uno que incluso llegan a comparar con el de Trump: incidentes por racismo, nepotismo y presuntas acusaciones de abuso sexual.

¿Cuáles son tus expectativas para la contienda de noviembre?, ¿era Bernie Sanders tu favorito? ¡Danos tu opinión en los comentarios!

Ve también: