Pez cabeza de serpiente, el animal que está causando serios problemas en los ecosistemas

pesca con red
Pentium5

Una de las principales tareas de los gobiernos del mundo es conservar la vida, ya sea humana o animal, por lo cual es mal visto que una agencia gubernamental de Estados Unidos pida matar a una criatura en cuanto sea vista, pero aunque sea increíble existe una razón lógica.

Por lo regular, esta extraña orden ocurre cuando una especie en específico es peligrosa para las personas o incluso para el ecosistema y otros animales endémicos.

El caso del pez cabeza de serpiente o snakehead es un gran ejemplo, ya que a principios de octubre de 2019 el Departamento de Recursos Naturales de Georgia, en su división de recursos de vida salvaje, ordenó a su población exterminar a cualquier espécimen de esta especie inmediatamente.

Esta orden, que podría parecer muy extrema, está sustentada en que es una especie invasora y causa grandes daños a la ecología local.

pez cabeza de serpiente
Realest Nature / Shutterstock

De acuerdo con la Comisión Nacional para el conocimiento y uso de la biodiversidad, las especies invasoras son aquellas criaturas exóticas que son introducidas ilegalmente o por accidente al país. Causan un desplazamiento de las especies endémicas, además de grandes daños a los ecosistemas.

En el año 2002, el gobierno de Estados Unidos agregó al pez snakehead a su lista de vida silvestre nociva, la cual prohibió su transporte interestatal sin la autorización del Servicio de Pesca y Vida Silvestre.

pez cabeza de serpiente 2
Vladimir Konstantinov / Shutterstock

Los peces cabeza de serpiente se vendían como mascotas y en mercados de alimentos vivos, además de ser servidos como un manjar en algunos restaurantes de Boston, Nueva York, California, Texas, Florida, Washington y Virginia.

Los snakehead probablemente fueron introducidos a los ríos y lagos de los Estados Unidos, por personas que intentaban liberarlos en un entorno natural, o por quienes querían tener un medio de sustento a su alcance.

pez cabeza de serpiente cocinado
tri adinugroho / Shutterstock

En cualquier caso, liberar a un espécimen ajeno al ecosistema es un acto irresponsable, debido al gran impacto en el medio ambiente que puede provocar.

El Departamento de Recursos Naturales de Georgia lanzó un comunicado en el cual advierte del daño que los peces cabeza de serpiente causan al ambiente local. Además de Georgia, el animal ha sido visto en al menos 14 estados más, por lo que es necesario tomar cartas en el asunto rápidamente.

pez cabeza de serpiente 3
Watcharin Tadsana / Shutterstock

Matt Thomas, Jefe de Pesca de la división de Recursos de Vida Silvestre, explicó que la primera línea de defensa del estado ante estos invasores son los pescadores, los cuales pueden informar a la brevedad del encuentro con estos peces para que el personal del estado pueda investigar la presencia de esta especie.

El estado de Georgia le pide a sus ciudadanos que si desean ayudar con captura, aprendan a identificar a estos peces para evitar falsas alertas de avistamiento, además de desechar los restos animales y de plantas en la basura, evitando depositarlo en cuerpos de agua.

pez cabeza de serpiente 4
Krishna.k / Shutterstock

En caso capturar un pez cabeza de serpiente, se pide matar inmediatamente al animal y congelarlo, para evitar propagación de enfermedades.

También sugieren tomarle fotografías, de las aletas y la cola, y reportar con exactitud en donde fue encontrado el animal.

Échale un ojo a esto: