explora

Tener menos hijos y ser vegetariano salvará al planeta antes que dejar de usar plástico

contaminacion cambio climatico
GUNMANPHOTO/Shutterstock

El cambio climático es un problema que lleva muchos años preocupando al mundo y, a la misma vez, llevándolo a la destrucción. Dicho cambio se ha generado como consecuencia de la acumulación de gases de efecto invernadero en la atmósfera que, si bien tiene como principales responsables a las grandes fábricas, por ejemplo, la actividad individual de cada ser humano también tiene una gran parte de responsabilidad.

Por esa razón es que muchas de las acciones de alto impacto que podemos implementar para revertir la situación son de carácter individual, y mucho se viene hablando sobre la necesidad de eliminar el plástico para cuidar el planeta. Sin embargo, esta estrategia puede no ser realmente la más eficiente.

Y es que otras iniciativas de carácter individual (y hasta un poco radicales) pueden hacer mucho más, según un estudio publicado en la revista científica Environmental Research Letters. Los investigadores analizaron 39 estudios previos e identificaron las acciones personales y los estilos de vida que efectivamente permiten reducir las emisiones de gases.

Se concluyó que hay 4 maneras en las que cada uno de nosotros podemos contribuir para proteger nuestro planeta y que tienen mucho más impacto que las más populares que suelen ser promovidas en debates sobre el tema, en campañas sociales o a través de políticas públicas en los países.

Cómo frenar el cambio climático (de verdad)

1. Tener menos hijos

como ensenar a los hijos a cumplir con su palabra 3
Andresr/iStock/Thinkstock

En los países desarrollados, de aplicarse este concepto casi antinatalista, la repercusión se vería en la reducción de 58,6 toneladas de CO2 por año, en promedio.

Una persona que elige tener un hijo menos sería capaz de proporcionar el mismo nivel de reducción de emisiones de CO2 que 684 adolescentes que optan por adoptar un reciclaje integral por el resto de sus vidas.

2. No usar automóviles

Cambio climatico el peligroso aumento del vapor de agua en la troposfera 2
insagostudio/iStock/Thinkstock

Vivir sin tener y utilizar un coche particular evita, en promedio, la emisión anual de 2,4 toneladas de CO2. Lo más destacado de esta acción es que puede aplicarse inmediatamente, y los cambios en consecuencia se notan en mucho menos tiempo.

Además, vivir sin automóviles reduce la necesidad de construir más carreteras y estacionamientos, lo que también tiene efectos que contrarrestan al cambio climático a largo plazo.

3. No viajar en avión

miedos comunes al viajar en avion mito o realidad 2
Tomasz Wyszołmirski/iStock/Thinkstock

Evitar el uso de aviones provocaría que, al año, se redujeran alrededor de 1,6 toneladas las emisiones de CO2.

4. Ser vegetariano

top 10 recetas favoritas de los vegetarianos 1
Adam Korzeniewski/iStock/Thinkstock

Comer una dieta basada en vegetales ahorra 0,8 toneladas de CO2 al año. Por ejemplo, «una persona que come carne y toma un viaje de ida y vuelta en avión por año emite 2,4 toneladas de CO2 y agota su presupuesto personal de carbono, sin tener en cuenta ninguna otra emisión», explican los investigadores.

De las cuatro medidas individuales de alto impacto, la dieta vegetariana es la menos eficaz y, a la vez, la que tarda más en mostrar sus efectos positivos. Aun así, no deja de ser una de las acciones individuales más importantes para combatir el cambio climático.

«Algunas acciones de alto impacto pueden ser políticamente impopulares, pero esto no justifica un enfoque en acciones de impacto moderado o bajo a expensas de acciones de alto impacto. Como ejemplo específico, uno de los libros utilizados para este estudio dice que "hacer una diferencia no tiene por qué ser difícil" y menciona la estrategia de cambiar de bolsas de plástico a bolsas de compras reutilizables para reducir 5 kg de CO2 por año (Dickinson et al., 2009). Esto es menos del 1% de lo que significa un año sin comer carne», remarca la investigación.

Las iniciativas promovidas por el estudio tienen mucho más potencial para reducir las emisiones que las estrategias comúnmente discutidas o llevadas a cabo, como el reciclaje. Asimismo en ese contexto, el plástico casi deja de ser el villano del siglo (aunque su uso sigue siendo malo). ¿Estás preparado para cambiar tu vida y la salud del planeta?

Te interesará leer también: