explora

¿De qué está hecha la corona de la reina Isabel y por qué es tan pesada? 6 datos curiosos

reina isabel corona
WPA Pool/Pool/Getty Images

Si hablamos de monarquías, podemos estar de acuerdo en que la corona es su símbolo por antonomasia. Y la británica sin dudas es impactante. Hecha de piedras preciosas, la corona de la reina Isabel II pertenece a las joyas de la Corona británica y puede ser apreciada por el público en la Torre de Londres.

A continuación repasaremos algunas curiosidades sobre un accesorio creado a puro lujo con un único objetivo en mente: separar a los reyes de los simples mortales.

1. Un problema de peso

En el documental The Coronation (La coronación) creado por la BBC, Isabel rememora el día en que se convirtió en la principal representante de la realeza. Más de medio siglo más tarde, la monarca aún recuerda el peso de la corona: 1,3 kg de diamantes, rubíes, zafiros y esmeraldas.

Según la reina, la joya se tornaba «difícil de manejar» y confesó que ni siquiera podía bajar la cabeza para leer su discurso por miedo a que la corona se cayera al suelo.

2. ¿De qué está hecha?

coroa rainha elizabeth 0118 1400x1051
Royal Collection

Según el sitio web de la Torre de Londres, que cuida el acervo de joyas real, la corona que la reina Isabel usó en su coronación es «The Imperial State Crown». La pieza fue confeccionada en 1937 y se inspiró en una corona que había sido diseñada para la reina Victoria en 1838. Está hecha de oro, 2868 diamantes, 17 zafiros, 11 esmeraldas, 269 perlas y 4 rubíes.

3. Puedes ir a verla

Sí, en serio. Las joyas de la Corona están en exposición en la Torre de Londres, en una sala abierta al público. Cuando la corona u otro símbolo de la monarquía están siendo usados por la reina, los visitantes pueden ver un aviso de «en uso».

4. La rediseñaron para que fuera «más femenina»

coroa rainha elizabeht costas 0118 1400x800
Suzanne Plunkett/Getty Images

La corona usada por la reina Isabel en su coronación fue la misma que usó su padre, el rey Jorge VI. Cuando su hija asumió el trono, se rediseñó la corona para que tuviera un tamaño menor y fuera «más femenina». Se rebajaron, por ejemplo, los arcos de la pieza para que no quedara tan alta.

5. El diamante central

coroa rainha elizabeth 0118 1400x991
Royal Collection

El diamante que se encuentra en el centro de la corona fue traído de Sudáfrica en 1905 y es la segunda piedra más grande en ser retirada del diamante Cullianan sin cortes. La joya constituyó un regalo que el rey Eduardo VII recibió en la época con motivo de su cumpleaños.

6. Se usa en ocasiones especiales

Por lo general, la corona se usa en ocasiones formales, como la ceremonia de apertura del parlamento de Reino Unido. La joya también se utiliza cuando un monarca deja la Abadía de Westminster luego de la coronación.

Sin lugar a dudas, se trata de una pieza invaluable que prueba que los diamantes son los mejores amigos de una reina.

Artículo traducido desde el original de VIX Brasil, del autor Nathália Geraldo.