mujer

Baño de agua fría y otros 4 mitos que no ayudan a bajar la fiebre de los niños, según pediatra

bebe febre 1018 1400x8000
Jjustas/shutterstock

Todos tuvimos fiebre alguna vez y, justamente por eso, es común que existan «recetas tradicionales» pasadas de generación en generación para tratarla. Pero no siempre estas formas de aliviar la fiebre son eficientes, y se debe tener cuidado porque, en bebés y niños, un tratamiento inadecuado puede empeorar el cuadro en lugar de mejorarlo. Con esto en mente, la pediatra Maíra Luz usó su canal de YouTube para desmitificar cinco historias sobre la fiebre en los niños.

5 mitos sobre la fiebre en niños

Baño de agua fría

Uno de los mitos más comunes afirma que un baño de agua fría ayuda a bajar la fiebre. Lo que sucede es que, si el niño está pálido, temblando y encogido, ponerlo en un baño de agua fría solo va a hacer que esa reacción del cuerpo se intensifique. Su organismo va a entender que la temperatura cambió y, como respuesta, aumentará la fiebre todavía más. Lo ideal para bajar la temperatura de un niño es, en realidad, un baño tibio y esperar a que la medicación haga efecto. De esta forma, la temperatura va bajando de a poco.

shutterstock 395319205
Eternalfeelings/shutterstock

Medicar inmediatamente

La fiebre también es una reacción beneficiosa para el cuerpo. Además de alertar sobre la presencia de un problema, es una defensa contra virus, bacterias y otros agentes invasores. El cuerpo aumenta la temperatura como una forma de combatir el proceso infeccioso al que el niño está sometido. Por lo tanto, no es necesario desesperarse al momento de medicar.

La dentición causa fiebre

Esto no es cierto. La temperatura de los bebés tiende a subir cuando sus dientes están saliendo, pero no pasa de los 37,5 grados y, por lo tanto, no se considera fiebre ni hay necesidad de darle medicación.

bebe com febre 032017 1400x800
Aynur_sib/Shutterstock

La fiebre alta causa convulsiones

No es tan así. Para que un niño tenga convulsiones como resultado de la fiebre, debe tener antecedentes familiares de la enfermedad, tener entre 6 meses y 5 años, así como haber sufrido un aumento muy rápido de temperatura. El grado de temperatura no influye en las convulsiones. Lo que va a contribuir a su aparición es la velocidad con la que sube la temperatura corporal.

Fiebre psicológica

De acuerdo con la Dra. Luz este es un tema delicado, porque hasta hoy no fue posible comprobar por medio de estudios científicos que el enojo, la tristeza o el miedo en los niños acaba por desencadenar cuadros febriles. Lo que se sabe en la actualidad es que algo está sucediendo con ese niño, algún proceso infeccioso, una causa orgánica que debe investigarse.

No te vayas a ir sin leer...

Artículo traducido desde el original de VIX Brasil, del autor Giulia Ebohon.