mujer

La camita para bebés y niños que los padres están eligiendo por un motivo importante

quarto montessoriano cama 072018 1400x800
Divulgação/Grão de Gente

Ya debes haber notado que, últimamente, es muy común que la gente use camitas como la de la foto para el cuarto de sus hijos. Este estilo de camas de niños ya es tendencia, y hay un motivo muy importante por el que los padres lo eligen. Se llaman camas montessorianas y forman parte de una filosofía de desarrollo infantil que fomenta que los más pequeños vivan en un ambiente totalmente accesible creado para la perspectiva de un niño, y no de un adulto.

Cuarto montessoriano: ¿qué es?

Esa es la principal premisa de un cuarto montessoriano, que parte de la metodología de enseñanza creada por la educadora italiana María Montessori a comienzos del siglo XX.

quarto montessoriano surf menino 1117 1400x950
Divulgação/Grão de Gente

El sistema ya se usaba desde hace tiempo en las aulas de algunas escuelas, pero ahora se popularizó también en las decoraciones de cuartos infantiles. Uno de los aspectos que llaman la atención en los cuartos es que la cama está a una altura muy baja, incluso cuando se usa para bebés recién nacidos (que por lo general duermen en una cuna con barandas). A continuación te dejamos algunos ejemplos para inspirarte en la decoración del cuarto de tus hijos.

Decoraciones de habitaciones montessorianas

Los padres que decidan adoptar la decoración inclusiva del método Montessori deben tener en cuenta algunos aspectos.

Los objetos como cuadros, estantes y espejos deben estar a la altura de la mirada del bebé (el espejo es muy importante para que el niño se reconozca), todos fijados de forma segura para evitar accidentes. Es importante verificar que la habitación esté libre de elementos punzantes o cortantes, y las tomas de corriente deben tener medidas de seguridad para niños.

El foco está en desarrollar la autonomía de los pequeños. Eso incluye que puedan elegir su propia ropa, que debe estar a su alcance. Por otro lado, las barras de apoyo, como las que se usan en ballet, son de gran ayuda en los meses en que el bebé empieza a sentir la necesidad de estar de pie. En ese caso, lo mejor es elegir barras de madera, que son menos duras que las de metal.

Content temporarily unavailable: https://www.instagram.com/p/BY0lKQ0H7Im/

Para los niños es muy importante que haya un espacio totalmente dedicado al juego. Que haya alfombras de colores y juguetes alcance del niño es indispensable.

«La decoración montessoriana se confunde con la función de las piezas. Los juguetes siempre a la vista, para que el niño pueda usarlos cuando quiera, forman parte del decorado. La alfombra es necesaria para crear una textura cómoda para jugar en el piso», explica la arquitecta Cristiane Schiavoni, del estudio Cristiane Schiavoni Arquitetura e Interiores, de San Pablo.

Un buen consejo para estimular la creatividad de los pequeños es usar un papel de pared que después puedan colorear.

Estilo nórdico vs. estilo montessoriano

Los dos estilos se confunden por ser minimalistas, con el uso de líneas rectas y madera clara. Pero existen algunas diferencias, afirma Cristiane. «El estilo nórdico se caracteriza por el uso de materiales naturales, telas con textura, en una paleta de colores neutra y suave. La propuesta montessoriana, por usar el estímulo sensorial, también se sirve de materiales naturales, pero con una paleta de colores más ligada a lo lúdico», explica.

Una de las cosas que suelen llamar más la atención son las camas de los bebés conocidas como «cama-casita», que también aparecen bastante en el estilo nórdico, aunque con otra paleta de colores.

Cama montessoriana

En el estilo montessoriano las cunas a la altura de los adultos fueron sustituidas por las camitas en el piso. La mayoría de las veces están hechas como casitas de madera. Esta opción le da más libertad al bebé, que puede acostarse y levantarse cuando quiera.

Cristiane explica que la idea del método es justamente hacer que el niño perciba su espacio de acuerdo con su tamaño. Para los bebés, por ejemplo, los padres deben tomar algunas precauciones. «Si el niño tiene autonomía, él se “autoeducará”. Por eso, la cama debe ser baja, para que pueda bajar sin ayuda. En el caso de bebés muy pequeños se suele proteger el piso al lado de la cama para que, en caso de que gire y se caiga, no se lastime», sugiere.

Por su parte, la arquitecta Natália Meyer, del estudio MeyerCortez Arquitetura e Design, también en San Pablo, aconseja: «Se puede poner varios almohadones en forma de rollo pegados, para que el niño no logre moverlos. De esa forma, se evita que los bebés pequeños se caigan de la cama. Es interesante mantener esa protección hasta los dos años y después ir sacándola de a poco», explica.

quarto filho rafael cardoso 0518 1400x930 6
Divulgação/Grão de Gente

El objeto termina llamando la atención en la decoración precisamente por tener una propuesta diferente que, además de ser práctica, es bastante divertida y le encanta a los más chicos. La cama también tiene sus beneficios para los padres, pues es de fácil acceso y los ayuda a pasar un tiempo con sus hijos en su propio ambiente. Lo genial es que el estilo acompaña al niño por algunos años y se va adaptando a sus necesidades mientras crece.

quarto filho rafael cardoso 0518 1400x930 2
Divulgação/Grão de Gente

Por lo general, las camas del estilo montessoriano adoptan el estilo cama-casita, pero Cristiane explica que no se trata de una regla. «El estilo casita no es obligatorio, pero permite un ambiente lúdico y encaja en la propuesta montessoriana. No es necesario tener una cama. Ya hemos utilizado futones en lugar de camas, por ejemplo», enfatiza.

Además del formato casita, algunos padres optan por estilos más cuadrados o incluso dejan de lado las estructuras y ponen el colchón directamente en el piso. «Lo genial de las estructuras de casita o las rectas son las posibilidades que ofrecen para poner luces pequeñas o banderitas que aportan visualmente al espacio», comenta Natália.

quarto aurora rafael cardoso 0518 1400x930 2
Divulgação/Grão de Gente

Natália también da algunos consejos de decoración para los padres que optan por las camas con barandas, principalmente durante los primeros meses del bebé. «No es necesario que esté en el suelo. Puede ser un poco más baja que las comunes y estar apoyada en una parrilla, por ejemplo», sugiere.

La arquitecta también remarca que el cuarto en estilo montessoriano es muy pedido entre los papás y ayuda bastante en el desarrollo del niño. «Además de la cama-casita, que es muy linda y muy requerida, armar el cuarto a la altura del niño y usar la propuesta del juego libre hace que lo disfruten todavía más, todo de una forma muy lúdica», expresa.

Mira a continuación más modelos para inspirarte.

Modelos de camas montessorianas

quarto filha rafael cardoso 0518 1400x930 3
Divulgação/Grão de Gente

No te vayas a ir sin leer...

Artículo traducido desde el original de VIX Brasil, del autor Fátima Lopes.