mujer

Así es como se prepara tu cuerpo para el momento del parto

como se prepara el cuerpo para el parto
wavebreakmedia/shutterstock

Tu cuerpo se prepara durante nueve meses para el gran momento. Sin embargo, hay detalles que tu cuerpo deja para último momento. Estos son los síntomas de que tu bebé está por nacer

1. Tienes contracciones precalentadoras

Durante el embarazo puedes sentir que tu vientre se endurece durante unos segundos y luego se relaja. Esto puede ocurrir desde la mitad del embarazo en adelante y en diferentes momentos del día y sin secuencia. Se les conoce con el nombre de contracciones de Braxton Hicks y se piensa que es un «ensayo» de las contracciones que sentirás horas antes del parto. 

2. El bebé se coloca en posición

Los bebés se mueven mucho en el útero durante el embarazo, pero hacia el final del embarazose colocan en posición para el nacimiento. Si este es tu primer bebé te sorprenderá sentir que se posiciona cabeza abajoen la semana 35

como se prepara el cuerpo para el parto 2
shutterstock

3. Pierdes el tapón mucoso

Cuando está embarazada un tapón mucoso bloquea la entrada del cuello uterino, pero a medida que el cuello uterino comienza a estirarse y prepararse para el nacimiento, este tapón gelatinoso se desprende y puede acabar en tu ropa interior. La pérdida del tapón mucoso puede ocurrir unos días o semanas antes de que empiece el parto o podría suceder recién cuando estás en trabajo de parto.

    4. Rompes aguas

    La bolsa de líquido amniótico que rodea al bebé en el útero suele romperse después de que las contracciones han comenzado, pero a veces puede suceder antes de que comience el parto. Puedes sentir que pierdes una cantidad abundante de líquido o simplemente un chorrito, en cuyo caso no estarás segura de si las aguas se han roto. En cualquier caso, si crees que has roto aguas, comunícate de inmediato con la partera o con el hospital.

    Así es como tu cuerpo se prepara para el momento del parto. Es asombroso y maravilloso el funcionamiento del cuerpo humano, ¡mucho más cuando se trata de dar vida!