mujer

Sana tu alma viajando a tus vidas pasadas: ¿cómo pueden ayudarte las regresiones?

shutterstock 430472275
Butsaya/Shutterstock

La terapia regresiva integral «es como si fuera un shock que resuelve determinados nudos que quedaron en el inconsciente sin resolver», explicó Virginia Esponda, terapeuta en regresiones, tarotista y numeróloga.

¿Cuándo consultar por una terapia de regresiones? ¿Es hipnótico? ¿Cómo puedes resolver tus problemas a través de tu alma? Esto es todo lo que tienes que saber sobre las regresiones.

¿Por qué consultar?

«Generalmente, las personas vienen por alguna fobia, problemas de relacionamiento, angustias, cosas sin poder resolver», dijo Esponda. Cuando hay algo que no puedes resolver en tu día a día y que eres consciente de esa tranca, la terapia de regresiones te puede ayudar.

¿Cómo funciona?

relax 0
Alohaflaminggo via Shutterstock

«A través de la terapia regresiva integral, sin hipnosis sino con un método de relajación profunda, el alma comienza a hablar a través de la adolescencia, la infancia, la vida intrauterina y vidas pasadas», agregó Esponda.

«Es el alma la que gobierna la terapia. Nosotros solo acompañamos. El alma te va a llevar al problema». El alma, acompañado por la terapeuta, habla y encuentra patrones repetidos, situaciones nuestras, de nuestros padres o de vidas pasadas.

¿Cómo identificar el problema?

La terapeuta con un aurímetro mide en qué lugar del cuerpo está el problema. Y explicó que cada parte del cuerpo responde a una problemática en general. A diferencia de la biodecodificación, que busca sanar la parte física de cuerpo, esta terapia busca sanar lo psicológico y toma muchos aspectos de Freud.

¿Por cuáles etapas pasa?

sexo sangrado embarazo 2
Pekic/iStock

Adolescencia primero, luego la infancia, luego la vida intrauterina y, por último las vidas pasadas. Aunque, muchas veces, el alma decide cambiar el orden e ir directo al problema.

Las vidas pasdas y la vida intrauetrina son, quizá, las más movilizantes. «La vida intrauterina es muy desconocida. Somos almas que elegimos un cuerpo, a nuestros padres. Hay veces que elegimos esos padres para que nos entrenen en una misión de vida. Elegimos gente que nos exigen para fortalecernos. Y cuando estamos en la vida intrauterina podemos percibir todo por el cordón umbilical. Entonces muchas veces la madre siente determinadas cosas, que el feto las toma como propias (miedo, ausencias, abandonos, muertes) y eso lo incorpora el bebé y nace con esos miedos.», dijo Esponda.

En cuanto a las vidas pasadas explicó que «lo que queda grabado de la vida pasada son emociones, situaciones, sensaciones en el cuerpo. A veces no hay orden, secuencia». Y agregó: «Con las regresiones pasadas se busca entender las diferentes etapas de esa vida para encontrar un patrón de esa vida. En este patrón puede haber quedado un sentimiento de miedo».

¿Por qué se recomienda esta terapia?

«Lo bueno de las regresiones es que podés obtener un mensaje del alma. Siempre que se lleva a una regresión se busca una información que te da tu misma alma. Hay movilización a nivel del inconsciente. Está más alerta y empieza a disparar otras cosas», pero, además, agregó que «Es muy enriquecedor y muy sanador».

¿Conocías esta terapia?