mujer

5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda

5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda
iStockphoto/Thinkstock

Tener molestias en la espalda es una constante en la actualidad, donde pasamos muchas horas sentados y sufriendo estrés. Un dolor de espalda puede arruinar tu día y bajar la productividad en tus tareas diarias así que posiblemente te sean muy útiles estos 5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda. Son sencillos, ponte cómodo y vamos a intentar que te relajes y estés enérgico para mañana.

Yoga contra el dolor de espalda

5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda 1
iStockphoto/Thinkstock

El yoga es una técnica excelente para disminuir el dolor de espalda, causado en muchas oportunidades por la mala postura, demasiado tiempo sentado, escoliosis o incluso por calambres menstruales, obviamente en el caso de las mujeres. Te sugerimos que te pongas ropa cómoda y tomes un par de minutos para relajarte. Debes calentar un poco para iniciar con las posturas y los ejercicios de yoga. Aquí vamos.

Ejercicio 1 – Posición felino

5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda 2
iStockphoto/Thinkstock

Apoya tus rodillas y las palmas de la mano en el suelo, como si se tratara de un gato. Mantén tu espalda recta. Ahora toma aire, mientras lo hagas, dobla la columna vertebral hacia abajo, luego bota el aire del estómago y arquea la espalda hacia afuera. De la misma manera como lo hacen los gatos cuando están furiosos y listos a atacar, claro, en este caso tú estás tranquilo. Sin nada de preocupaciones, hazlo cuantas veces quieras, sentirás como se distencionan los músculos y huesos de tu espalda.

Ejercicio 2 – Mejorar la postura

5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda 3
Purestock/Thinkstock

Lo que debes hacer en este ejercicio de yoga es poner tus manos y rodillas en el suelo, luego con las manos avanza hasta alinearlos completamente con tus hombros. Es decir que tus brazos queden extendidos. Ahora levanta tus rodillas del suelo y estira las piernas ayudándote con los dedos de los pies.

Esta posición te hará levantar las caderas a lo máximo. Mantén tu espalda recta. La cabeza debe permanecer suelta pero controlando el movimiento. Respira 10 veces detenidamente.

Ejercicio 3 – Sentadilla

5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda 4
iStockphoto/Thinkstock

Fortalecer los músculos de la espalda no es tarea fácil, tal vez en la natación se alcanza de manera más rápida. De todas formas este ejercicio te ayudará a eliminar el dolor. Párate y pon los pies alineados con tus brazos. Inhala y exhala detenidamente, ahora flexiona las rodillas como si fueras a sentarte. Luego debes lanzar los brazos hacia adelante y mantenerte allí por un segundo.

Ejercicio 4 – Estiramiento adelante

5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda 5
iStockphoto/Thinkstock

Ponte de pie con los brazos a los lados, inhala y luego llévalos hacia arriba. Ahora dobla tu espalda hacia adelante.

Cuando estés en esta posición puedes tomar los tobillos con tus manos para ayudarte, si no alcanzas está bien que tomes tus pantorrillas. Con este ejercicio de yoga sentirás como se estira suavemente toda la zona lumbar. Cuando te levantes hazlo pausadamente girando la espalda hacia un lado, no te levantes bruscamente porque puedes lesionarte.

Ejercicio 5 – Triángulo

5 ejercicios de yoga para el dolor de espalda 6
iStockphoto/Thinkstock

Lo que debes hacer es ponerte de pie y estirar tu pierna derecha, luego intentarás alcanzar con el brazo de ese lado el pie que estiraste. En ese momento tu cadera se inclina hacia un sentido ayudándote a alcanzar el objetivo. La idea es que el brazo izquierdo se extienda por encima de tu cuerpo y este alcance la posición en forma de triángulo. Tu cara debe mirar en sentido contrario a las extremidades estiradas. Es sencillo, ahora debes cambiar de lado y listo.

Como ves los ejercicios de yoga para el dolor de espalda son sencillos. No necesitas de mucho elaboración o tiempo para hacerlos, tal vez si realizas rutinas constantes con la respiración adecuada e incluso un poco de meditación puedas ser más productivo, andar derecho y sin un dolor en tu espalda.