mujer

Dieta para la retención de líquidos

Dieta%20para%20la%20retenci%C3%B3n%20de%20l%C3%ADquidos
Jacob Wackerhausen - RF - Thinkstock

¿Sufres de retención de líquidos? Hay muchos alimentos que pueden ayudarte a reducir esa molesta hinchazón, que puede deberse una dieta rica en sal, deficiencia de nutrientes, intolerancia a ciertos alimentos, síndrome premenstrual y trastornos digestivos, entre otras causas. Presta atención a las siguientes recomendaciones para implementar una dieta para la retención de líquidos.

El consumo de estos alimentos aceleran la expulsión de fluidos en el organismo. ¡Notarás enseguida lo bien que hacen! Aunque recuerda consultar con un médico ante cualquier duda.

Alimentos para la retención de líquidos

Fibra

[[{"fid":"1125361","view_mode":"preview", "type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]El estreñimiento o constipación puede acentuar la hinchazón propia de la retención de líquidos. De esta manera, al prevenir el estreñimiento también estarás combatiendo la retención de fluidos en el organismo. ¿Cómo hacerlo? A través del consumo de alimentos ricos en fibra como los frijoles, el maíz, el pan de grano entero, el arroz, la manzana, pera, el brócoli, entre otros.

Productos lácteos

[[{"fid":"1125362","view_mode":"preview", "type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]El consumo de dos a tres porciones alimentos ricos en calcio -como los productos lácteos bajos en grasa- aporta excelentes beneficios para la salud de los huesos y, además, ayuda a reducir los fluidos retenidos debido al síndrome premenstrual en las mujeres. ¡Hazte amiga de la leche, el yogurt y el queso!

Magnesio

[[{"fid":"1125363","view_mode":"preview", "type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]Según un estudio de la Universidad de Reading en Reino Unido, los alimentos ricos en magnesio, como las nueces, las semillas de girasol, lino y sésamo, las hierbas secas, vegetales de hojas verdes, granos enteros, cacao en polvo y frutos secos disminuyen la retención de líquidos como consecuencia del ciclo menstrual. También se puede consumir este mineral a través de suplementos: la cantidad magnesio recomendada es de 200mg diarios.

Alimentos probióticos

[[{"fid":"1125366","view_mode":"preview", "type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]Los alimentos probióticos poseen microorganismos vivos o bacterias positivas que traen muchos beneficios para la salud, especialmente para regular la función de los intestinos. Entre ellos se encuentran el yogurt, la leche, el té de Kombucha, la sopa de miso, el chocolate oscuro y las aceitunas. También puedes encontrar, por ejemplo, yogurts con probióticos añadidos.

Los probióticos, de esta forma, ayudan a reducir la distensión abdominal vinculada a problemas digestivos, como el colon irritable, dolor de estómago, estreñimiento o diarrea intermitente.

Frutas y vegetales

[[{"fid":"1261394","view_mode":"preview", "type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]Son alimentos muy nutritivos, bajos en calorías y, además, tienen un efecto diurético natural. Es muy recomendado el consumo de verduras y frutas frescas y, en especial, aquellas que contienen mayor cantidad de agua, como sandía, cebolla, tomates, apio, limones, pepino y manzana. Estas mantienen tu cuerpo hidratado y gracias a su efecto diurético incrementan la eliminación de líquidos del organismo.

Alimentos ricos en potasio

[[{"fid":"1125365","view_mode":"preview", "type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]La falta de potasio en el organismo puede provocar hinchazón. Esta puede deberse a la deshidratación, al ejercicio físico excesivo, a la diarrea, vómitos y, obviamente, a la ausencia de alimentos ricos en potasio en la alimentación. Para evitarla, debes consumir plátanos, ciruelas, kiwi, patatas al horno, jugo de tomate, espinacas, kiwi, almendras y salvado, entre otros.

Alimentos ricos en omega-6

[[{"fid":"1125364","view_mode":"preview", "type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]Los ácidos grasos son importantísimos para tener una buena salud. Un estudio de la Universidad de Maryland demostró que, particularmente, los ácidos grasos omega-6 ayudan a disminuir la retención de fluidos propios del síndrome premenstrual. Los puedes encontrar en el aceite de soja, aceite de cacahuete (y demás aceites de origen vegetal) y en la carne de pavo.

Sopas bajas en sodio

[[{"fid":"1125367","view_mode":"preview", "type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]Parece irónico, pero el consumo de mucho líquido, como agua mineral sin gas y sopas bajas en sodio, es excelente para la eliminación de líquidos, puesto que promueven una mejor hidratación el el organismo, impidiendo que éste almecene fluidos que no necesita. ¿Ideas? Caldos de verduras, pollo o sopa de fideos integrales, o sopas caseras o enlatadas etiquetadas como “bajas en sodio”.

Para evitar

Dieta%20para%20la%20retenci%C3%B3n%20de%20l%C3%ADquidos evitar%20la%20sal
Anthony Hall - RF - Thinkstock

Otra cosa a tener en cuenta es que la hinchazón puede ser un síntoma de intolerancia, por ejemplo, a la lactosa: si sospechas que puede tratarse de ello, elimina los productos lácteos de tu dieta por unas semanas para comprobar si la retención de fluidos eran consecuencia de la intolerancia. Si no los son, retoma su consumo normalmente, y si  lo eran reemplázalos por productos bajos en lactosa.

Como habrás visto, la dieta para la retención de líquidos es muy variada. Las claves son aumentar nuestro consumo de calcio, magnesio y potasio, proveernos de suficiente fibra, frutas, verduras y agua mineral, y evitar la sal, el sodio y las bebidas carbonatadas. ¡Ah! Y siempre visitar al médico ante cualquier inquietud.