mujer

¿Qué esperas para comenzar a beber jugo de tomate?

99835892
Hemera/Thinkstock

El tomate es sin duda uno de los vegetales más comunes y conocidos. Algunas de las razones de su popularidad son sin duda su versatilidad y la generosa cantidad de beneficios para la salud que aporta.

Los tomates se pueden encontrar en muchos platos diferentes y se ingieren en una amplia variedad de maneras. Una de las formas más llamativas en las que podemos incorporar las bondades de esta verdura es en la forma de jugo. El jugo de tomate es una bebida súper nutritiva que aporta a nuestro organismo una gran variedad de beneficios y que por ello nos permiten mantenernos saludables.

Para poder incorporar un nuevo ingrediente a nuestra dieta sana, aquí les traemos algunos de los beneficios del jugo de tomate a nuestra alimentación diaria.

Licopeno

El principal compuesto del tomate es el licopeno. El licopeno es lo que da al tomate su color rojo y se trata de una sustancia que tienen numerosas propiedades antioxidantes que ayudan en la prevención del cáncer. El licopeno actúa como antioxidante protegiendo las células y los órganos y además se ha encontrado que ayuda a proteger el ADN y los glóbulos blancos.

Vitaminas y Minerales

El jugo de tomate es además una gran fuente de vitaminas y minerales, sobre todo de vitamina A y C. Una taza de jugo de tomate aporta hasta el 74 por ciento del valor diario recomendado de vitamina C y un 2 por ciento de vitamina A. Estas vitaminas ayudan a nuestro sistema inmunológico destruyendo los radicales libres que ingresan al torrente sanguíneo y dañan las células. Otros nutrientes que también se encuentran en el jugo de tomate son la vitamina K, B1, B2, B3, B5, B6, el potasio, el magnesio, el hierro y el fósforo.

100063269
Hemera/Thinkstock

Colesterol

El jugo de tomate es por otra parte un excelente tratamiento natural para el colesterol alto. Se trata de una muy buena fuente de fibra que actúa descomponiendo el colesterol LDL (colesterol malo) y que sumada a la presencia de vitamina B3 aumenta su eficacia.

Enfermedad del corazón

La vitamina B6 que encontramos en los tomates ayuda por su parte al cuerpo a descomponer un compuesto llamado homocystene que se caracteriza por dañar los vasos sanguíneos y generar enfermedades del corazón.

Ante tal cantidad de beneficios que el tomate le aporta al cuerpo no podemos dejar de incorporar su versión en jugo a nuestra dieta por ser una manera de estar constantemente sirviéndonos del tomate de una manera práctica, cotidiana y además natural y beneficiosa para nuestro cuerpo.

¿Qué esperas para comenzar a beber jugo de tomate?