mujer

Propiedades de la lecitina de soja

146906490
iStockphoto/thinkstock

La lecitina de soja se extrae mediante un proceso de destilación del aceite de las semillas de soja. El cuerpo humano es capaz de producir lecitina y esta presente en todas las células de nuestro cuerpo.

Es un elemento importante para la estructura de los tejidos nerviosos, para las glándulas y juega un papel principal en la regulación del metabolismo de las grasas, especialmente en la sangre.

Es por esto que una de las propiedades de la lecitina de soja mas importantes es la de disolver los depósitos de colesterol adheridos a las paredes de las venas y arterias. Es indicada para todo tipo de problemas en el aparato circulatorio.

También ayuda a normalizar el metabolismo y a un mejor funcionamiento del hígado. Actúa como emulsionante en los jugos digestivos, facilitando la asimilación de grasas, por eso se recomienda para personas con problemas hepáticos y a quienes se les ha extirpado la vesícula biliar o tienen problemas de vesícula.

Además facilita la digestión y la absorción de todos los nutrientes, aumentando el nivel y almacenamiento de vitamina A.

El alto contenido de fósforo orgánico que aporta la lecitina de soja es fácilmente asimilable y participa en la formación de glóbulos rojos.

También forma parte de los nervios y las neuronas, provoca un efecto de reactivación y regeneramiento de las células cerebrales por lo que se suministra para mejorar problemas mentales como la falta de memoria, agotamiento físico y mental, para personas nerviosas e irritables y para estimular la capacidad cognitiva.

Otra propiedad de la lecitina de soja se obtiene mediante aplicaciones externas para problemas de la piel como psoriasis, piel seca, eczemas, esclerodermia, seborrea y acné.

Las dosis diarias a tomar pueden ser una cucharada pequeña si lo que buscamos es un efecto leve de prevención, una cucharada más grande para obtener efectos terapéuticos, o una cucharada con el almuerzo y otra con la cena en casos más agudos.