Comiendo frutas y verduras crudas

Comiendo frutas y verduras crudas
iStockphoto/Thinkstock

A día de hoy las investigaciones en nutrición intentan enfatizar en la importancia del consumo de frutas y verduras crudas, pues éstas han demostrado ser un componente nutricional muy importante para nuestro organismo. Al no ser cocidas, mantienen todos sus nutrientes, y además de refrescarnos, te quitan el hambre sin perjudicar tu dieta.

Para consumir frutas y verduras crudas es importante hacerlo de forma lenta y consumirlas poco a poco, ya que debemos acostumbrar a nuestro organismo para ello. Consumirlas relajada y progresivamente significa incorporar una fruta o verdura por comida, sin superar esa marca. Las ensaladas son la mejor manera de hacerlo.

Una buena dieta de alimentos crudos contiene muchos de los nutrientes que tu organismo necesita, y por ello es altamente beneficiosa para tu salud. Por ejemplo, se ha demostrado que este tipo de dieta permite reducir el riesgo de enfermedades cardíacas, perder peso y desintoxicar el organismo.

Para dar los primeros pasos en torno a este tipo de alimentación, procura ser creativo. No te limites a la convencional ensalada de lechuga con tomate, o a la monótona manzana y/o banana. Mezcla, crea, inventa. La cocina es un mundo para explorar, y en cuanto a este tipo de alimentación, cuentas con todos los ingredientes necesarios para hacerlo.