mujer

Decodificando tu flujo vaginal: ¿qué es?

5 sintomas de estres que no podras creer 3
ipag/istock/thinkstock

Como la mayoría de las mujeres con otras preocupaciones y actividades en la vida, es probable que no te preocupes mucho por tu flujo vaginal. Mientras se vea y se sienta normal, lo que significa claro o blanco, y acuoso a ligeramente pegajoso dependiendo en qué fase de tu ciclo te encuentres, no tienes ninguna razón para preocuparte.

Pero cuando algo en tu ropa interior se ve o se siente mal, eso debería ser una alarma. Tal vez la cantidad es mayor que lo habitual, el color es raro, o tiene un olor que sabes que no puede ser bueno. Antes de entrar en pánico y comprar todas las cremas y aerosoles de la farmacia, decodifica tu flujo vaginal con esta guía.

#1 Flujo incoloro, blanco, húmedo o elástico

Es probable que se trate de tu período de ovulación. Este flujo resbaladizo aparece durante la mitad de tu ciclo; es la manera en que tu cuerpo hace más fácil a los espermatozoides que se deslicen dentro de tu vagina y fertilicen un óvulo.

#2 Flujo blanco, grumoso y que produce mucha picazón

Es probable que se trate de una infección por levadura, que es causada por un crecimiento excesivo de las levaduras que normalmente ayudan a equilibrar las bacterias en la vagina. Por lo general, el flujo luce como queso cottage, y aunque no tiene olor da picazón.

Una infección por levaduras es muy común y puede ser causada por un montón de razones, como tomar antibióticos o sentarse sobre tu ropa húmeda del gimnasio. Conviene pedirle a tu médico una crema anti-levadura o un antifúngico para deshacerte de la molestia fácilmente.

#3 Flujo de color verde amarillento y, posiblemente, con picazón

Es probable que se trate de clamidia o gonorrea, dos enfermedades de transmisión sexual bacterianas comunes. Otros signos de infección pueden incluir dolor pélvico y ardor al orinar, aunque la mayoría de las mujeres no tienen síntomas. La clamidia y la gonorrea se curan fácilmente con antibióticos, pero tu pareja también tiene que ver al médico para evitar que te vuelvas a contagiar.

Ver también: Clamidia genital, sus síntomas y tratamientos

stk61418cor
Stockbyte/Thinkstock

#4 Flujo grisáceo, liviano y con olor fuerte

Es probable que se trate de vaginosis bacteriana (VB). El olor a pescado es el distintivo de esta enfermedad. La VB también es muy común (es la infección vaginal más común entre las mujeres de 15 a 44 años de edad) y se cura fácilmente con medicamentos recetados una vez que el médico te diagnostique.

#5 Flujo espumoso, con olor desagradable, y de color gris o verde

Es probable que se trate de tricomoniasis. Es la enfermedad de transmisión sexual curable más común, y ni siquiera tienes que tener relaciones sexuales para contagiarte. La tricomoniasis es causada por un organismo que puede vivir en toallas, vibradores y otros objetos inanimados, y aunque la mayoría de los hombres y las mujeres que la padecen no presentan síntomas, si no se trata puede hacer que sea más fácil que una mujer contraiga VIH, y afecta a la salud de tu bebé si estás embarazada. La buena noticia es que puede ser tratada y curada bastante rápido.

#6 Flujo sangriento

Es probable que se trate de un sangrado, lo que a menudo ocurre durante los primeros meses después de que una mujer empieza a tomar la píldora, ya que su cuerpo se ajusta a las nuevas hormonas. Si se trata de flujo de color rojo o de color marrón oscuro, podría ser simplemente la sangre sobrante de tu período que se tomó su tiempo para salir de tu vagina. En casos raros, una secreción con sangre puede indicar algo más complicado, como una lesión cervical precancerosa. Infórmale a tu médico para que realice estudios y descarte un problema serio.

Como siempre decimos, luego de que decodifiques tu flujo vaginal, lo mejor es consultar a tu médico.

Ver más: Las causas del flujo vaginal