hacks

Cultivos hidropónicos en casa

Cultivos Hidrop%C3%B3nicos una forma distinta de disfrutar de la jardiner%C3%ADa en casa
pixbox77 / iStock / Thinkstock

Si siempre has sido amante de la jardinería pero no dispones del espacio suficiente para desarrollar tu hobby o te molestan los estragos de trabajar con tierra dentro de tu casa, esta alternativa es la solución que estabas buscando.

Los cultivos hidropónicos no son un invento nuevo, de hecho en los años 30 comenzaron a desarrollarse y durante la segunda guerra mundial salvaron a las tropas norteamericanas cuando las provisiones comenzaron a escasear.

Te contaremos varios aspectos interesantes de esta práctica. ¡Acompáñanos!

¿De que tratan los cultivos hidropónicos?

Cultivos Hidrop%C3%B3nicos una forma distinta de disfrutar de la jardiner%C3%ADa en casa 1
stnazkul / iStock / Thinkstock

Los cultivos hidropónicos consisten en una técnica mediante la cual se cultivan plantas sin utilizar tierra, con reducido consumo de agua usando incluso elementos considerados como desechos y al ser aprovechados contribuyen a disminuir el impacto de la contaminación por basura.

Aquí vale la pena una aclaración. Los cultivos de los que estamos hablando son propiamente llamados “cultivos sin suelo” pues emplean algún método de cultivo; existen también otros cultivos que se desarrollan exclusivamente en el agua siendo estos los cultivos hidropónicos.

Dentro de las ventajas que tiene este procedimiento hay que resaltar la humedad constante independientemente del clima que reciben las raíces, no existe desperdicio de agua y la irrigación de la misma es uniforme por lo que no existirán ni excesos ni ausencia de la misma y el suelo al poseer menos agentes patógenos reduce el riesgo de enfermedades.

Los cultivos hidropónicos requieren de un sustrato, que son el medio donde se desarrollan los sembrados, y que pueden ser cáscara de arroz, gravilla, arena, escoria y hasta ladrillo cada uno de ellos con ventajas y desventajas según el tipo de plantas que vayamos a sembrar.

El otro elemento primordial en todo cultivo de este tipo es la solución nutritiva que es una mezcla de agua y fertilizantes que son las responsables de alimentar a las plantas. Dichas soluciones pueden ser encontradas en tiendas especializadas o ser preparadas en casa.

Existen dos tipos de nutrientes el mayor y el menor. El nutriente mayor contiene elementos como nitrógeno, fósforo, potasio y calcio, mientras que en el nutriente menor encontramos magnesio, boro, zinc, azufre, manganeso, hierro cobalto y cloro.

¿Qué se debe tener en cuenta con los cultivos hidropónicos?

Cultivos Hidrop%C3%B3nicos una forma distinta de disfrutar de la jardiner%C3%ADa en casa 2
Photokanok / iStock / Thinkstock

El principal aspecto que se debe tener en cuenta antes de comenzar a desarrollar este proyecto es su ubicación, espacios con buena iluminación, donde la  luz solar llegue durante por lo menos 6 horas, que no reciban sombras y donde esté protegido de corrientes de aire muy fuertes o lluvias intensas.

Si se puede conseguir que el eje longitudinal mayor esté orientado hacia el norte los cultivos van a resultar más beneficiados.

Una vez definido el lugar, decidimos donde vamos a cultivar las plantas; existen varias posibilidades, desde llantas viejas, pasando por cajas de madera, botellas o envases plásticos, etc.

En cualquiera de estos elementos es necesario abrir en la parte inferior un par de agujeros; en algunos se forra con plástico o nylon negro para que los sustratos no entren en contacto con agentes patógenos.

Cuando tengamos los recipientes preparados procedemos a llenarlos con una mezcla de varios sustratos teniendo en cuenta de haberla lavado y mezclado antes.

Con el sustrato ya incorporado y bien esparcido el siguiente paso en sembrar las semillas espaciadas.

Es muy sencillo tener tu propio cultivo hidropónico en casa. ¡Anímate y cuéntanos tu experiencia!