hacks

El riego es muy importante

riego
Jupiterimages - RF - Thinkstock

Las plantas son como nuestro organismo, por eso no hay que proveerlas más del alimento que el necesario. Muchas veces solemos regar tanto nuestras plantas que terminamos matándolas y ni siquiera entendemos que les pasó.

Debes tener en cuenta que la mayoría de las plantas solo requieren entre una y tres veces de riego por semana en la temporada que va desde la Primavera al Otoño; durante el Invierno, bastará con echarles agua dos o tres veces por mes. Pero cuando comience a subir la temperatura, deberás regar todas las semanas. Sin embargo, espera a que la tierra esté casi totalmente seca antes de volver a regar.

No hay nada mejor para el riego que el agua de la lluvia. Cuando llueva, aprovecha a recogerla. Al usar agua de la canilla, recuerda que es conveniente dejarla reposar en un bale durante toda la noche antes de echarla a las plantas más delicadas. Te asegurarás de que el agua esté a temperatura ambiente y se evapore el exceso de cloro.

Ni las plantas de hojas gruesas ni los cactus se riegan durante el invierno, a menos que manifiesten que se están marchitando; en tal caso échales poca agua.

Los platitos que colocas debajo de la maceta no deben quedar "inundados", pues se pudrirán las raíces. Revisalos después de media hora de haber regado y tira el agua que contengan.