hacks

Cómo crear esencias aromáticas caseras

como hacer perfume para ropa 3
iStock/Thinkstock

Ambientar nuestro hogar con esencias es mucho más que una moda. Los distintos tipos de fragancias producidas de hierbas, frutos y flores silvestres tienen propiedades de alterar nuestro estado anímico y mejorar la salud. Actualmente existen una gran variedad de aceites aromáticos y esencias que puedes conseguir fácilmente en cualquier tienda, pero si quieres prepararlas tú misma, aquí te enseñamos cómo crear esencias aromáticas caseras.

Vainilla

4 remedios naturales para calmar los dolores de denticion 4
dianazh/iStock/Thinkstock

Para preparar extracto de vainilla necesitarás 57 gr. aproximadamente de vainas de vainilla y 2 tazas de vodka por cada litro de fragancia deseada. Pica en trozos pequeños las vainas y colócalas en un recipiente de vidrio con tapa que esté previamente esterilizado y bien seco. Vierte el vodka en el frasco, pero cuida que no llegue hasta el borde para poder mezclarlo bien. Una vez hecho, cierra el frasco y agítalo bien. Guarda el frasco durante 21 días en un lugar oscuro, agitándolo una vez por día. Al terminar el período obtendrás esencia de vainilla que tendrás que colarla con un paño y así podrás guardarla en una botella.

Limón, pomelo, naranja

Raya la cáscara de la fruta cítrica que elijas y colócala dentro de un paño de algodón atándolo fuertemente con un cordel. Colócalo dentro de una olla de agua destilada hirviéndola, y deja cocer luego a fuego lento durante 24 horas. El aceite se verá en la superficie y, una vez pasado el tiempo de cocción, deberás recoger el aceite de la olla. Guárdalo en un recipiente de vidrio oscuro tapado con un paño y déjalo estacionar durante una semana en un lugar alejado de la luz para que se evapore el agua restante. El esencia aromática obtenida tendrá una duración de 12 meses.

Hierbas y flores

6 plantas que sirven para la limpiar el hogar 2
nito100/iStock/Thinkstock

Necesitarás recolectar tus hierbas y flores preferidas. Una vez hecho, déjalas secar durante un día en un lugar freso y alejado de la luz solar. Llena una olla con agua limpia o destilada y pon a hervir tus hierbas hasta que se consuman a una temperatura de 100°C. Luego cuela con un paño limpio la preparación guardándola en un recipiente de vidrio oscuro y obtendrás el aceite aromático de la especie que hayas elegido. Puedes guardar el agua restante que te será de mucho provecho. Por ejemplo, la lavanda tiene propiedades relajantes. El olor de la lavanda disminuye la presión arterial y la frecuencia cardíaca. El agua de lavanda sirve para el tratamiento de arrugas, acné y eczemas. El agua de rosas se utiliza para múltiples mascarillas faciales.

Una vez conseguidas tus esencias, puedes utilizarlas en difusores para perfumar toda tu casa. Sigue estos consejos sobre cómo crear esencias aromáticas caseras y cuéntanos cómo te ha ido.

Ver: ¿Cómo hacer que la casa huela bien?