yum

Turrón de crema de maní

Turron de crema de mani 1
iStock/Thinkstock

A principios del siglo XX, inmigrantes griegos crearon en Argentina la pasta de maní, también denominada, halva, mantequilla de maní o de cacahuetes. Actualmente, es más conocido por su nombre comercial “Mantecol” o “Nucrem”, y este mismo producto se consume muchísimo en el Cono Sur por ser extremadamente delicioso. Por tanto, a continuación te dejamos la receta casera para que puedas realizarlo tú misma con pocos ingredientes.

Ingredientes:

  • 300g de maní pelado y tostado
  • 15 cucharadas de azúcar
  • 3 cucharadas de agua
  • 1 cucharada de jugo de limón
  • Aceite
  • Esencia de vainilla
  • 2 cucharadas de cacao en polvo

Preparación:

Toma el maní pelado y tostado y colócalo dentro de una procesadora. Procesa muy bien hasta que se forme una pasta fina. Pon la pasta en un bol y lleva a la heladera.

En una olla adiciona el azúcar, el jugo de limón y el agua. Mezcla y lleva a fuego medio hasta que comience a hervir, seguramente serán no más de tres minutos. A partir de ese momento calcula siete minutos o bien, utiliza un termómetro hasta que el almíbar llegue a los 133º C aproximadamente. El punto obtenido debe ser un hilo fuerte y el color similar al del caramelo pero claro.

Luego, vuelca el almíbar sobre una mesada previamente aceitada y con una espátula mueve el mismo desde afuera hacia adentro, aplastándolo y volviendo a repetir el paso de manera constante hasta que se haga denso y el color sea blanco.

Levanta una parte con la espátula y cuando se forme un hilo en el aire y este no se corte, es cuando deberás dejar enfriar sobre la mesada. Una vez frío, levanta con la espátula y realiza con tus manos un bollito con un agujero en el centro.

Estira muy bien hasta que quede un aro grande y realiza un ocho. Junta ambos extremos y estira nuevamente formando ochos, así unas diez veces. La última vez realiza un aro.

Retira la pasta de maní de la heladera y ponla sobre la mesada para saborizarla con esencia de vainilla al gusto. Coloca la masa en el centro del aro anterior y mezcla las dos pastas de a poco sin amasar, sino más bien formando ochos para entremezclarlas.

Incorpora a la masa el cacao y en vez de mezclar, ve cortando en trocitos la pasta para luego unirla y repetir el paso unas diez veces. De esa manera, el turrón de crema de maní será mucho más suave. Deja secar unos minutos y coloca dentro de un molde rectangular forrado en papel film.

Esparce muy bien, cubre con el papel y lleva a la heladera hasta que se enfríe y endurezca por completo. Luego, retira, quita los papeles y corta en trozos del tamaño que prefieras. Cuanto más tiempo esté enfriándose mejor.

Turron de crema de mani 2
iStock/Thinkstock

¿Te ha parecido fácil la receta? Deja tus comentarios y visita la sección de Navidad para conocer más recetas sobre turrones, pan dulces, etcétera.