Tarta de manzana con helado de canela

pastel de manzana con helado de canela 1
iStockphoto/Thinkstock

Prepárate para disfrutar de esta deliciosa tarta de manzana con helado de canela, un exquisito postre que puedes elaborar de manera sencilla y práctica. Si estabas en la búsqueda de nuevos sabores, entonces llegaste al lugar indicado.

El helado casero tiene una ventaja por encima de las demás recetas, al tratarse de un método muy efectivo para probar sabores y alternar ingredientes. Algo parecido sucede con esta tarta de manzana, una linda oportunidad para degustar un postre nuevo y cremoso.

Si buscabas una compañía para compartir tus tartas de manzana, entonces no dudes en incluir este sabroso helado de canela. ¡Manos a la obra!

Ingredientes:

Para la tarta de manzana:

  • 2 hojas de pasta de hojaldre
  • 2 manzanas verdes
  • 1/2 taza de azúcar
  • 1 cucharadita de canela
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada
  • 1/2 cucharadita de sal de mar
  • 1/2 cucharada de jugo de limón
  • 3 cucharadas de mantequilla derretida
  • 4 gramos de queso cheddar
  • 1/2 taza de avellanas picadas

Para el helado de canela:

  • 3 cucharaditas de maicena
  • 1 taza de crema
  • 1/3 taza de azúcar
  • 1 cucharada de jarabe de maíz
  • 1/8 cucharadita de sal kosher
  • 1/2 vaina de vainilla
  • 1 cucharadita de canela

Preparación:

Para la tarta de manzana:

Pon a descongelar la masa de hojaldre por unas horas a una temperatura mediana. Precalienta el horno a 200 °Cy agrega papel pergamino en la bandeja.

Pela las manzanas y corta en rodajas muy finas. Coloca las manzanas en un recipiente y mezcla con azúcar, canela, nuez moscada, jugo de limón, sal marina y mantequilla.

Corta la masa de hojaldre con la ayuda de un cortador de galletas. Lleva los trozos a la bandeja para hornear y añade las rebanadas de queso cheddar. Vierte el contenido de las manzanas en la parte superior y pon al horno por unos 20 minutos hasta que estén doradas. Retira del horno y sirve en platos de postre con una porción de helados de canela.

Para el helado:

En un recipiente pequeño agrega maicena, azúcar, jarabe de maíz, sal y semillas de vainilla. Agita bien y lleva a ebullición por unos minutos. Después de haber combinado todo el contenido, agrega canela y continúa cocinando por otros 2 minutos.

Retira el recipiente del fuego y vierte el contenido en un frasco resistente al calor. Pon al congelador hasta que se convierta en una masa consistente y fría. Al cabo de varias horas, lleva la mezcla del frasco a una máquina de helados por unos 30 minutos.

Por último, coloca la crema de hielo en un recipiente de plástico y lleve a congelar por un par de horas. Servir en platos de postre.

pastel de manzana con helado de canela 2
iStockphoto/Thinkstock

¡Enhorabuena! Ya tienes una deliciosa tarta de manzana con helado de canela, una excelente manera para acompañar tus tardes de verano con una receta 100% refrescante.