mujer

Combatir la tos del bebé

combatir la tos del bebe 1
iStock/Thinkstock

Da igual en la época del año en que te encuentres, tu bebé se puede resfriar ya sea por una corriente de aire, porque ha sudado más de la cuenta o porque ha cogido frío, por ejemplo. Si tu bebé se resfría debes tener una serie de cuidados y recomendaciones y saber cuándo debes acudir al médico. ¿Pero y si es sólo tos lo que tiene tu bebé?

Vamos a ver cómo poder combatir la tos de tu bebé para evitar así que se haga daño en su pequeña garganta.

La tos en bebés

Primero debes saber que la tos es un mecanismo de defensa para limpiar los bronquios, Por tanto si tu bebé está dormido y tose, pero durante el día le ves contento y la tos no le provoca el vómito, no debes preocuparte ni pensar en cómo suprimir la tos. El cuerpo humano es inteligente y si tose es porque lo necesita.

Según cómo sea la tos y los síntomas que veas en tu bebé, podrás sospechar cuál puede ser la causa, sabiendo que hay casos en los que se puede evitar, pero en otros que no e incluso podría ser contraproducente. Es más importante a veces saber qué causa la tos que buscar una solución inmediata.

combatir la tos del bebe 2
iStock/Thinkstock

Si la tos es molesta para tu bebé

Si la tos se vuelve molesta para tu bebé, hay diferentes maneras que puedes llevar a cabo para disminuir la tos y evitar que se le irrite la garganta. Además, también sirven para prevenir y eliminar la mucosidad.

Te indicaré algunas maneras:

- Limpia la nariz de tu bebé de forma habitual para evitar que tenga mucosidades. En caso que esté resfriado aún es más importante que lo hagas.

- Si tu bebé ya está resfriado utiliza un humificador en su habitación. Si no tienes un humificador, no te preocupes. Puedes ir al lavabo con tu hijo y abrir el agua caliente unos diez minutos para generar vaho, lo comprobarás cuando tu espejo se empañe. El efecto para tu bebé es el mismo.

- A tu bebé no le puede faltar líquidos. Mantenlo siempre hidratado.

- Evita todo tipo de humos, ya sea de tabaco como de contaminación en exceso. Dentro del hogar debería estar siempre libre de humos, tanto para tratar la tos de tu hijo como si no. 

Si aún así piensas que la tos de tu bebé no mejora, que empieza a tener más mucosidad de la cuenta, o simplemente tienes alguna duda, llévale al pediatra para que valore su estado.