pop

Adam Driver y otros actores que no ven sus propias películas (sus razones son muy extrañas)

adam driver y otros actores que no ven sus propias peliculas sus extranas razones no tienen sentido 0
Theo Wargo / Getty Images | Getty Images

En Hollywood existen dos tipos de actores: aquellos que disfrutan ver su rostro en las películas tantas veces como pueden, y los que no quieren verse en pantalla porque se arrepienten de grabar algún film.

Esto último puede ser por vergüenza o porque piensan que es aburrido observar un proyecto donde estuvieron trabajando por muchos meses.

mala pleicula 0
Studio Peace

A continuación te mostramos algunos actores que se rehúsan a ver sus propias películas, así como sus motivos para no hacerlo (algunas razones son muy raras).

#1 Jared Leto

Dallas Buyer's Club es la película que hizo a Jared Leto acreedor a un premio Óscar. A pesar de ello, el actor se negó a ver la cinta porque no soportaba escucharse.

En el filme interpreta a un travestí, por lo que decidió cambiar su voz y hacerla más aguda.

Cabe destacar que Jared Leto adelgazó 15 kilos y se afeito las cejas para su personaje, así que es una lástima que el actor no quiera ver los resultados de su esfuerzo, pues son admirables.

jared leto lacma art gala gucci nov 2019 02421
Neilson Barnard vía Getty Images

#2 Adam Driver

El actor que dio vida a Kylo Ren también es enemigo de ver sus propias películas. Incluso prefiere salir de las salas de proyección cuando es el estreno.

Todo se debe a que Adam Driver está acostumbrado a ser un actor de teatro en vivo, así que adentrarse en la piel de un personaje y sentirlo es suficiente para él.

adam driver y como cambio su vida despues del 11s
Denis Makarenko / Shutterstock

No obstante, Driver admitió que rompió esa regla con las películas de Star Wars para ver el CGI y darse una idea de lo que pasaba mientras actuaba.

Esto debido a que la mayor parte del tiempo realizó su trabajo frente a la pantalla verde, para que los editores pudieran hacer su magia.

#3 George Clooney

Puede ser difícil creer que el guapísimo actor no esté dispuesto a ver alguna de sus cintas, pero existe un filme que le avergüenza muchísimo.

Batman & Robin se estrenó en 1997, pero no le fue nada bien: la crítica la destrozó, al público no le gustó y el propio George Clooney se mostró decepcionado con el resultado final.

El actor admitió durante una entrevista que no disfrutó de ser Batman, por lo que se arrepiente de haberlo interpretado. ¡Incluso admitió que ver las películas le causa un tremendo dolor!

george clooney afi life achievement award gala 2018
Rich Fury/Getty Images

#4 Tom Hanks

Al protagonista de Forrest Gump tampoco le gusta ver los largometrajes en los que participa. La razón es muy simple (y obvia): ya sabe en qué termina la historia.

Tom Hanks no entiende por qué hay personas que disfrutan ver sus propias interpretaciones e inclusive los califica de locos.

tom hanks 1
Christopher Polk/Getty Images

#5 Cher

La icónica cantante participó en el musical Noches de encanto, junto a Christina Aguilera. Para los fanáticos de estas cantantes fue un sueño hecho realidad, debido a su maravillosa banda sonora.

Pero para Cher la experiencia fue tan desagradable, que llegó a odiar el filme. En gran parte se debió a lo aburrido que eran los personajes, aunque también tuvo que ver la actitud del director, Steve Antin.

#6 Matt Damon

La saga de Jason Bourne es una de las favoritas de los amantes de la acción y el espionaje; sin embargo, para Matt Damon la tercera entrega es sumamente embarazosa.

Bourne: El ultimatum cambió completamente la personalidad del espía y los fans se quejaron. Instantáneamente, actor pensó que la película acabaría con su carrera, ¡que dramático!

#7 Daniel Radcliffle

Crecer frente a las cámaras puede llegar a ser embarazoso para algunas celebridades, en especial si antes de la fama gozaron de una vida común y corriente.

Eso le sucedió a Daniel Radcliffe quien confesó que siente muchísima vergüenza por su actuación en las películas de Harry Potter.

daniel radcliffe magic show uk
Nicky J Sims via Getty Images

De toda la saga, Harry Potter y el príncipe mestizo es la que le causa más angustia al actor, ya que califica su trabajo como «unidimensional».

Esto porque según él intentaba transmitir ciertos matices con el personaje del mago, pero que al ver la película notó que nunca lo logró.

Tal parece que las estrellas de Hollywood también experimentan pena ajena. Cuéntanos en los comentarios cuál fue la que más te sorprendió.

También te puede interesar: