¡De carne y hueso! Estas esculturas son tan realistas que dan miedo

¿Se ven increíbles, verdad? Este es el trabajo del escultor Rubén Orozco Lara, precursor del arte hiperrealista en México. Orozco, de 39 años de edad lleva más de 10 años deleitando al país y el mundo entero con sus esculturas y según ha contado él mismo, la pasión por los detalles es el motivo de su éxito.

Orozco busca que las piezas que diseña realmente parezcan vivas y para eso pone especial atención en las imperfecciones del cuerpo humano. Con la plastilina y la silicona platino como aliados, Rubén ha regresado a la vida a varias celebridades como Frida Kahlo o David Bowie:

Curiosamente, Orozco dice que la inspiración viene desde el mundo onírico: el artista sueña con las piezas antes de realizarlas

«Todas las piezas que hago provienen de mis sueños [...] son sueños que no me puedo quitar de la cabeza de lo mucho que me inquieta y entonces pongo manos a la obra».

Por cierto, el trabajo de Rubén no es nada fácil y para lograr el nivel de detalle que vemos, sus esculturas demoran más de tres meses en estar prontas. Sin embargo, la calidad de sus obras lo habilita a demorar tanto como quiera en hacerlas…

Sigue leyendo