pop

La historia de Jaime Maussan que nadie te había contado... y nadie hace nada

extraterrestre
Pawel86 vía Pixabay

El programa de Tercer Milenio debería ser declarado como patrimonio de la humanidad. Con 20 años al aire, todos los mexicanos hemos visto el famoso programa de Jaime Maussan al menos una vez (por accidente o decisión propia). Maussan es el EL referente de ufología en México. También es la admiración y la burla de muchos.

Maussan, el creador la icónica frase "pero nadie hace nada", tiene una reputación un tanto cuestionable en nuestro país. La misma clase de reputación que padece todo el elenco de Alienígenas Ancestrales: que su contenido de extraterrestres es una manera burda de atraer la atención de la gente y que son un fraude, pa' pronto.

Creas en aliens o no, hay otra faceta de la carrera de Jaime Maussan que es menos conocida, y es una lástima, porque su trabajo cumple una noble e importante misión: la preservación del medio ambiente.

Te invitamos a leer: ¿Las ranas son consecuencia de un regalo del espacio? Esto es lo que dice la ciencia

El primer gran reconocimiento en la carrera del periodista e investigador fue por su reportaje Los niños drogadictos, el cual se presentó en el Festival de Cannes en 1973. En España fue galardonado con el Premio ONDAS en 1980 por el reportaje Monarca: Reina de las mariposas. Este trabajo tuvo tal impacto que después de su publicación el ex-presidente José López Portillo declaró el santuario de las mariposas monarca como un área protegida en México.

Eso por mencionar sólo algunos de los reconocimientos que tiene por su labor ecologista. Si te interesa conocer los demás, los encuentras en su cuenta oficial de Facebook.

Aunque es evidente que la investigación extraterreste se convirtió en el eje de su periodismo (y en ese aspecto podemos estar de acuerdo o no) ese enfoque no debería reducir los logros que ha alcanzado en pro del cuidado del medio ambiente.

Es interesante considerar el trabajo de Maussan como una representación de la creencia de que el universo es inmenso, y cada ser vivo que habita en él es tan especial e intrigante como el universo mismo. Es un ejercicio de no ponernos como raza humana en el centro del cosmos y apreciar un poco más el panorama completo.

Ay, papá. A que hora el trabajo de Maussan ya no te parece tan superficial. ¿O tú qué opinas?

Te recomendamos: Esta será la primera misión de la NASA para desviar un asteroide que pasará cerca de la Tierra