explora

Encontraron el fósil de un dragón de hielo y es más atemorizante que los de GoT

un dinosaurio iba a ser nombrado viserion por game of thrones
HBO

Un paleontólogo descubrió una nueva especie de dinosaurio volador que bien podría ser Viserion, el dragón de hielo de Game Thrones.

emilia clarke in game of thrones 2011
Helen Sloan/HBO

En 1992, una excavación paleontológica encontró los restos de un pterosaurio (dinosaurio volador) y fue clasificado como pterosaurios Quetzalcoatlus, se pensaba que era el dinosaurio volador más grande de la historia.

Años más tarde, un nuevo estudio del fósil determinó que se trataba de un azdárquido, otra de las especies voladoras más grandes del periodo Cretácico.

descubren nuevo dinosaurio volador
Michael Rosskothen/Shutterstock.com

Sin embargo, el profesor Michael Habib, investigador del Instituto de Dinosaurios del Museo de Historia Natural de Los Angeles, encontró diferencias significativas con Quetzalcoatlus y los azdárquidos.

Al medir los huesos para estudiar el vuelo de las criaturas, Habib descubrió que la posición de los neumatóforos, los agujeros por los que entran sacos de aire a los huesos, eran diferentes a cualquier especie de la época.

cryodrakom boreas
PaleoEquii

«La criatura es similar a los pterosaurios más grandes conocidos, pero las características clave obtenidas del alijo de huesos muestran que en realidad es parte de un nuevo género y especie», explicó el investigador.

Debido a que los restos de la nueva especie fueron encontrados en un lago congelado de Canadá, el dinosaurio fue nombrado Cryodrakon boreas (dragón congelado del norte), aunque en realidad vivía en un clima templado.

dinosaurios voladores gigantes
Mark Witton

Habib, fanático de Game Thrones, confesó que inicialmente quería nombrar a la nueva especie Cryodrakon viserion como una referencia al dragón de hielo de la serie.

A pesar de ser el ejemplar volador más grande jamás identificado, los restos del dinosaurio tenían cicatrices de pelea, huesos marcados y un diente de velociraptor enterrado.

El dragón congelado vivió hace 76 millones de años, llegó a medir hasta 2.7 metros y pesaba 250 kilogramos; sin embargo, no tenía un aparato carnívoro para masticar, lo cual es un indicio de que podía devorar cualquier cosa que se le pusiera enfrente: desde dinosaurios bebés hasta mamíferos.

La forma de la criatura es muy extraña pues la cabeza es 3.5 veces más grande que su cuerpo y los científicos lo describen como un par de alas que llevaban una gran cabeza para tragar cosas.

La investigación sugiere que, debido a su forma muscular, era un cazador de tierra que utilizaba el vuelo para escapar del peligro o, en algunos casos, para atrapar criaturas.

Al ser una especie nueva, los científicos todavía estudian sus características para determinar su proceso evolutivo, así como su estructura anatómica para tener una mejor idea de cómo se movía.

No te pierdas: