explora

Los agujeros negros no son tan destructivos como se pensaba: podrían generar vida

agujeros negros supermasivos podrian generar vida
Jurik Peter/Shutterstock.com

Los agujeros negros supermasivos son las formaciones espaciales más temidas por su capacidad de destrucción, pero un estudio podría refutar lo que se piensa de ellos.

REDPIXEL.PL / Shutterstock

Los núcleos de todas las galaxias del universo son conocidos como agujeros negros supermasivos y son famosos por su capacidad de destrucción de cualquier objeto estelar que se encuentre cerca de ellos, incluyendo planetas y estrellas gigantes.

El núcleo de la Vía Láctea es conocido como Sagitario A*, formado por cuatro millones de masas solares y emite tanta energía ultravioleta que acabaría con cualquier planeta con atmósfera parecida a la de la Tierra.

via lactea concepto
Alex Mit / Shutterstock

Durante décadas se pensó que la radiación de los agujeros negros era la responsable de que no existiera vida en otros planetas porque, en caso de que existiera o hubiera existido, la zona muerta del núcleo habría acabado con ella.

Un estudio de la Universidad de Harvard dirigido por Manasvi Lingam propone que los agujeros negros supermasivos podrían ser responsables de la generación de vida en el espacio, contrario de lo que se creía hasta ahora.

descubren nuevo tipo de agujero negro es el mas pequeno que se tiene registrado
Getty Images

El equipo de Lingam quería encontrar algún factor positivo dentro de la radiación de los agujeros negros y encontraron que, dentro de toda esa energía, los núcleos galácticos son capaces de crear moléculas orgánicas.

Los investigadores estudiaron los agujeros negros con un modelo de simulación informático que analizó los discos de polvo y gas que giran alrededor del núcleo. El resultado arrojó que existen zonas con radiación ideal para la supervivencia orgánica, a la cuales nombraron zonas de habitabilidad galáctica.

agujero negro masivo espacio rompe teorias 2
Dotter Yeti vía Shutterstock

Las zonas de habitabilidad galáctica tienen la radiación ultravioleta suficiente para mantener vida sin destruirla y pueden retener atmósferas iguales o más gruesas que las de la Tierra. Las zonas están dentro del agujero, pero lo suficientemente alejadas del centro para no ser absorbidas.

Una vez ubicados de las zonas habitables, los cuerpos celestes no solo sobreviven, sino que son capaces de crear enlaces de proteínas, lípidos y ADN, los cuales son conocidos como los ladrillos de la vida.

tus genes son los responsables de tu dificultad para perder peso
Firstsignal via iStock

Los investigadores también determinaron que la fotosíntesis se podría llevar a cabo dentro de estas zonas porque los núcleos galácticos emiten la luz suficiente para alimentar plantas sin necesariamente estar expuestas al Sol.

De acuerdo con la estimación, el proceso fotosintético podría realizarse en un radio de 1,100 años luz desde el núcleo. En la Vía Láctea sería un proceso complicado porque tiene un radio de 50 mil años luz; sin embargo, en galaxias pequeñas más de la mitad de los planetas podrían sostener vida.

Greg Brave/Shutterstock

Según Lingam, las estimaciones sobre estar cerca de un agujero negro fueron exageradas en el pasado porque algunas bacterias y cuerpos primitivos debieron lidiar con la radiación ultravioleta en algún momento de la formación del universo y se adaptaron para sobrevivir.

El nuevo estudio establece una distancia segura de menos de 100 años luz de los agujeros negros a comparación de los 3,200 que se creían seguros hasta la fecha y podría tener efectos positivos en la búsqueda de vida espacial.

No te pierdas: