Descubrieron un continente perdido bajo Europa y su historia es fascinante

gran adria continente perdido bajo europa
Lermot/Shutterstock.com

Al hablar de continentes perdidos, es casi imposible no pensar en Atlantis. Aunque la idea de una civilización antigua con tecnología avanzada y naves que flotan suena descabellada, no ocurre lo mismo con la hipótesis de un territorio ahora oculto bajo el mar. Ese es el caso de Gran Adria, el misterioso continente perdido bajo Europa.

Pawel Gaul/iStock/Thinkstock

Como la humanidad apenas ha habitado la Tierra durante una pequeñísima fracción del tiempo durante el cual ha existido el planeta, a veces resulta difícil imaginar cómo algo tan grande y delimitado ⁠— como los continentes ⁠— podrían haber sido tan diferentes. Por ello es casi irreal cómo los geólogos analizan las rocas y la corteza terrestre para descubrir la forma que tuvieron las placas tectónicas hace millones de años.

La historia de Gran Adria comienza con Gondwana. En un principio la Tierra sólo tenía un único supercontinente, conocido como Pangea. Cuando la Pangea comenzó a separarse por el movimiento constante de las placas, se formaron otros supercontinentes. Uno de ellos fue Gondwana.

mapa gondwana laurasia supercontinentes
Mila Kananovych/Shutterstock.com

Hace 600 millones de años Gondwana comprendía los territorios que hoy conocemos como África, Sudamérica, Arabia, Madagascar, Australia, Antártida e India. El proceso volvió a repetirse hace 240 millones de años, cuando una parte de Gondwana se separó del continente y comenzó a moverse hacia el norte. Así fue como surgió Gran Adria, el cual ahora se encuentra bajo Europa.

Un estudio científico recién publicado en la revista Gondwana Research se convirtió en el primero en revelar la mayor cantidad de detalles sobre Gran Adria. Un trabajo que, como imaginarás, no fue para nada sencillo. Primero, porque necesitó de 10 años de investigación y, segundo, porque los restos del supercontinente se encuentran esparcidos en más de 30 países.

¿Cómo es que un continente termina de bajo de otro?

cuantas capitales del mundo de verdad sabes haz el quiz 2
Leonardo Patrizi/iStock

Gran Adria era una masa de sedimentos convertidos en roca y la mayor parte de su superficie se encontraba sumergida. Su desplazamiento la llevó hacia el continente que ahora es Europa y así fue como chocó contra él, partiéndose en pedazos.

Es interesante tratar de visualizar ese suceso, sobre todo porque suena de lo más violento. Y lo fue, porque el golpe logró destrozar una corteza con un espesor de más o menos 100 kilómetros. Pero es curioso porque los supercontinenes sólo se movían entre 3 o 4 centímetros al año.

pangea ultima supercontinente
MichaelTaylor/Shutterstock

Después del choque, una parte de Gran Adria se colocó debajo de Europa, mientras que una sección de su superficie quedó sobre ella. Imagina que tienes pintura sobre el dorso de tu mano y para quitártela la embarras en la parte inferior de una mesa. Tu mano su ubicaría debajo de ella, mientras que la pintura se quedará echa bola en el filo del mueble.

Eso fue lo que sucedió con Gran Adria y, parte de esas rocas que se quedaron encima de Europa ahora forman parte de los Alpes. Para identificar si una roca perteneció a a Gran Adria, los investigadores observaron la orientación de los minerales magnéticos en ellas, los cuales dejan una marca particular. Esto les permite ver de dónde provienen y hace cuántos años se formaron.

6 juegos que haran que tu hijo quiera ir a dormir temprano 8
Darrin Klimek/Photodisc/thinkstock

¿No es increíble imaginar que las rocas que ahora vemos como cualquier cosa podrían ser resultado de la colisión entre dos supercontinentes? ¿Qué más se ocultará debajo de nuestros pies?

Te invitamos a leer: