Separados al nacer: nuestro Sol tiene un gemelo idéntico que recién ahora conocemos

El Sistema Solar podria expulsar a un planeta 1
solvod/iStock/Thinkstock

Al igual que sucede cuando nacen gemelos en un hospital, la formación estelar que dio origen a nuestro Sol no solamente fue el comienzo de esa estrella. Al mismo tiempo surgió HD 186302, el gemelo idéntico que recién ahora conocemos. Este no es el primer pariente del Sol encontrado en la Vía Láctea, pero sí un hallazgo curioso porque además de ser de la misma familia, es realmente similar en todo aspecto.

En un comienzo el Sol se encontraba dentro de un grupo de varias estrellas nacidas todas en la misma «guardería estelar» o región de formación estelar. Las fuerzas generadas por la Vía Láctea rompieron ese grupo, lanzando a las estrellas a diferentes lugares de la galaxia, a veces tan lejos que encontrarlas es realmente difícil.

¿Cómo se está buscando la familia estelar?

10 interesantes curiosidades sobre el Sol 7
James Thew/iStock/Thinkstock

La búsqueda de los parientes cercanos del Sol se está haciendo con información del proyecto AMBRE, una colaboración entre ESO y el Observatorio de la Costa Azul. Usando datos de las estrellas de la galaxia recolectados por la misión GAIA se llegó a este posible gemelo del Sol con misma edad y composición, ubicado a 184 años luz de distancia.

Esto lleva a la inevitable pregunta de si existe un planeta similar a la Tierra junto con este gemelo del Sol. De ser así, podría ser un lugar con vida extraterrestre. Si nuestro planeta pudo lograrlo, ¿por qué no un gemelo de la Tierra, orbitando un Sol similar? Claro que también existen otros tipos de planetas en nuestro Sistema Solar. Vardan Adibekyan, principal investigador del proyecto en la Universidad de Oporto, explica cómo podría haberse expandido la vida en estos planetas:

Algunos cálculos teóricos muestran que hay una probabilidad nada despreciable de que la vida se haya expandido de la Tierra a otros planetas o sistemas exoplanetarios durante el período de bombardeo intenso tardío. Si tenemos suerte y nuestro candidato hermano tiene un planeta y es del tipo rocoso en la zona habitable, y finalmente si ese planeta fue «contaminado» por las semillas de vida de la Tierra, entonces tenemos lo que podemos soñar es una Tierra 2.0, orbitando un Sol 2.0.

A ver si conoces estos 15 datos interesantes sobre el Sol 8
egal/iStock/Thinkstock

El paso siguiente será entonces escanear la zona cercana a la estrella para buscar planetas y comparar sus características. Es un hallazgo emocionante, a pesar de ser la segunda estrella gemela del Sol, siendo la primera HD 162826, hallada en 2014.

Quizás te interese: