explora

El remedio natural que podría prevenir la esquizofrenia

el remedio natural que podria prevenir la esquizofrenia 1
dolgachov/iStock/Thinkstock

¿Conoces esas pequeñas píldoras de aceite de pescado? Funcionan como suplementos de omega 3, un tipo de aminoácido muy común en el pescado y otros alimentos. Se las publicita como un remedio natural muy saludable con un sinfín de beneficios y quizás se pueda agregar uno más a la lista.

En 2010 se realizó un estudio entre pacientes de 13 a 24 años con riesgo elevado de padecer esquizofrenia. El grupo consumió estos suplementos por tres semanas. ¿Cuál fue el resultado? El omega 3 redujo el riesgo de progresión de trastornos psicóticos entre los participantes.

Lo novedoso es que, 5 años después, los investigadores volvieron a evaluar a los pacientes y descubrieron que, incluso tras haber dejado el tratamiento, los participantes mostraron menos síntomas de psicosis. De los 40 participantes que recibieron el placebo, 16 presentaron estos síntomas, mientras que solo 4 lo hicieron de los 41 que consumieron omega 3.

Claro está, se trata de un estudio a escala pequeña que no permite hacer afirmaciones contundentes sobre el efecto de estos suplementos. Pero lo que sí se puede decir es que se trata de una línea de investigación promisoria para una enfermedad que, hasta el momento, es difícil de tratar.

¿Cómo se trata la esquizofrenia?

el remedio natural que podria prevenir la esquizofrenia 2
Sreedhar Yedlapati/Hemera/Thinkstock

Como las causas de la esquizofrenia todavía no son claras, los tratamientos actuales se concentran en tratar los síntomas de la enfermedad. Para esto, hay dos principales tipos de tratamientos: los psicosociales y los medicamentos antipsicóticos.

Los tratamientos psicosociales sirven como complemento a los medicamentos antipsicóticos y se concentran en aprender a lidiar con los problemas cotidianos que conlleva la enfermedad. Además, los pacientes que reciben este tipo de medicamentos son más propensos a no dejar el tratamiento y reducen sus probabilidades de recaídas e internaciones.

Por otro lado, los medicamentos antipsicóticos se pueden dividir en dos grupos: los fármacos «típicos», que se usan desde la década del 50, y los de segunda generación, o «atípicos», que surgieron en la década del 90.

El problema es que dar con el medicamento adecuado puede resultar bastante difícil y no todas las personas reaccionan de la misma forma ante este tipo de tratamiento. Además, los fármacos antipsicóticos pueden tener varios efectos secundarios adversos como la discinesia tardía, una afección provocada por los fármacos antipsicóticos típicos que provoca movimientos musculares involuntarios, en especial en la zona de la boca.

Esto es lo que hace tan atractiva a la posibilidad del omega 3 como tratamiento de prevención de la esquizofrenia. Se trata de aminoácidos que no solo no tienen prácticamente ningún efecto adverso, sino que están asociados a otro montón de beneficios como la reducción de inflamaciones en el cerebro.