explora

Los supuestos 3 senos de Ana Bolena y otras sorprendentes curiosidades históricas de la realeza

Las 7 muertes mas extra%C3%B1as y controversiales en la realeza 2
moodboard/Thinkstock

Mira también el asesinato del progresista zar Alejandro II y los arranques melancólicos de un célebre rey español.

Las medidas progresistas de Alejandro II

Неизвстен / Wikimedia Commons

El zar Alejandro II no se parecía a Iván el Terrible, el monarca ruso que en un arranque de ira asesinó a su hijo y príncipe heredero de un bastonazo.

Alejandro fue uno de los hombres más compasivos de la realeza rusa. Abolió la servidumbre y prohibió los castigos corporales a los siervos. Por su actitud progresista, fue llamado «El Lincoln ruso».

A pesar de sus medidas humanitarias en favor de los desposeídos, un miembro de una organización nihilista denominada «La Voluntad del Pueblo», lo asesinó en 1881 arrojando una bomba en su carruaje.

Si miras el mapa de Estados Unidos, verás que Alaska está separada y pareciera más bien formar parte de Canadá. Pero Alaska es estadounidense desde que Alejandro II vendió el territorio en 1867.  

La melancolía de Alfonso X

Luis García / Wikimedia Commons

La depresión es tan vieja como el hombre mismo. Hipócrates fue el primero en describirla cuatrocientos años a. e. C. Su impacto sobre la salud puede ser mortal, aparte de los suicidios que directamente ocasiona. Antes se hablaba más de melancolía, causa de la muerte del rey castellano Alfonso X El Sabio.

Fue llamado «El sabio» porque, aparte de ser poeta, estimuló el desarrollo de la historia y de las letras, al ordenar la traducción al castellano de obras de la cultura universal escritas en hebreo, griego y árabe.

Fortaleció el fisco y el sistema aduanero, y su inquietud por la astronomía condujo a la recopilación de lastablas astronómicas que llevan su nombre. 650 años después de su muerte, la Unión Astronómica Internacional reconoció sus aportes, nombrando «Alphonsus» a uno de los cráteres de la Luna.

Los seis dedos de la mano de Ana Bolena

Wikimedia Commons

La polidactilia es una condición anatómica en la que las personas tienen más de cinco dedos en manos y pies. Aunque es una anomalía genética, en la mayoría de los casos no afecta la salud.

Se dice que Ana Bolena tenía seis dedos en una mano y en un pie, lo que era considerado una marca diabólica, incluso en la realeza. Hoy no es asombrosa, aunque sí poco frecuente, ya que la condición la padece una de cada 500 personas. Más extraña es la versión de que Ana también contaba con tres senos.

Quien sí resultó diabólico fue Enrique VIII, el marido de Ana. En 1536 la hizo decapitar en la Torre de Londres, acusada de adulterio, una de las dos mujeres que el rey inglés envió al cadalso. Antes de ser sacrificada, Bolena le dio a Enrique VIII su único heredero, Elizabeth (Isabel I), la llamada Reina Virgen que interpretó Cate Blanchett en la película del mismo nombre.

¿Viste esa película? ¿Crees que se mereció su nominación al Oscar?