explora

5 inventos de Thomas Edison que no conocías

5 inventos de Thomas Edison que no conocias
© Getty Images/Dynamic Graphics,2007/liquidlibrary/Thinkstock

Aunque a muchos no les agrada Thomas Edison, aunque en su lugar prefieran a Tesla y aunque tengan sus dudas acerca de la verosimilitud de los inventos patentados por Edison, sin lugar a dudas, la vida de ninguno de nosotros sería como lo es hoy si no contáramos con ellos. Thomas Edison patentó más de 2000 inventos con su nombre, lo cual es una cantidad realmente descomunal y significa que entre ellos, no nos resultaría difícil encontrar toda clase de inventos raros y curiosos. Hoy voy a enseñarte 5 inventos de Thomas Edison que no conocías.

5. La máquina de tatuajes moderna

[[{"fid":"104417","view_mode":"default","type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]En el año 1876, Thomas Edison desarrolló un dispositivo mecánico para hacer stencils y facilitar el trabajo de los oficinistas que más tarde convirtió en la primera máquina de tatuajes. El aparato constaba de una especie de lapicera mecánica, una máquina electromagnética rotatoria que funcionaba conectada a una batería. El mismo era capaz de realizar stencils y perforar cartas, folletos y además podía hacer pequeñas perforaciones en papel y depositar un sello con tinta. Pero Edison no tardó en darse cuenta de que esto podría también hacerse en la piel, aunque no lo patentó hasta el año siguiente; resulta curioso saber que para probarlo Edison se tatuó con su invento. En 1877, agregó dos bobinas que funcionaban bajo los principios electromagnéticos y que tenía dichas bobinas fijas en forma transversal al conjunto del tubo. Este nuevo formato hacía más útil y más flexible la lapicera, siendo ésta la primera máquina de tatuajes moderna, que básicamente es igual a las que existen hoy.

4. Automóvil eléctrico

[[{"fid":"104418","view_mode":"default","type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]Quizás creías que el automóvil eléctrico es un invento de nuestros tiempos, sin embargo, no es tan así. Thomas Edison ya había pensado en un automóvil capaz de funcionar sólo con energía eléctrica ya en el año 1899 y el mismo año comenzó a trabajar en un acumulador alcalino capaz de llevar a cabo la idea. El objetivo de Edison era crear una batería capaz de correr 100 km. sin tener que recargar energía, pero más tarde, unos 10 años después, terminó abandonando aquel proyecto, ya que la abundancia de gasolina convirtió el automóvil eléctrico en un punto bastante discutible.

3. Muebles de hormigón

5 inventos de Thomas Edison que no conocias 3
Jupiterimages/Polka Dot/Thinkstock

2. Juguetes parlantes

[[{"fid":"104420","view_mode":"default","type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]Edison inventó los fonógrafos para muñecos y juguetes en el año 1890. Luego de haber patentado su fonógrafo, él comenzó a buscarle los más diversos usos y en sus escritos del año 1877, ya habla de la construcción de éstos aparatos en diferentes tamaños, incluyendo en miniaturas. No fue hasta 1890 que patentó su mini fonógrafo, el cual colocó dentro de juguetes como muñecas parlantes. El invento no tardó en volverse sumamente popular: mensajes, canciones, melodías y toda clase de cosas se grababan en los juguetes y se vendían a unos USD 10 en todas partes. De todas maneras, los juguetes de Edison necesitaron de numerosas revisiones, ya que con un poco de uso, los mecanismos se deterioraban rápidamente y los chirridos siniestros y agudamente tétricos de las muñecas aterraba a los niños, dejando padres enfurecidos por doquier.

1. El teléfono de los muertos

[[{"fid":"104421","view_mode":"default","type":"media","link_text":null,"attributes":{"class":"media-element file-default"}}]]Intentando llevar las ideas del teléfono y el telégrafo más allá (literalmente), en el año 1920, cuando Edison ya se había convertido en un héroe nacional, anunció públicamente que estaba trabajando en un nuevo y complejísimo invento que revolucionaría nuestra existencia: un teléfono que permitiría hablar con los muertos. Acaba la Primera Guerra Mundial y la gente estaba realmente desesperada, en pleno desarrollo del llamado “espiritismo”, las personas querían volver a ver o al menos comunicarse con los seres queridos que habían perdido. Aunque Edison afirmaba que no tenía la menor idea de toda esta cuestión y se reconocía como un agnóstico, habló muchas veces acerca de una máquina que él mismo había inventado y que era capaz de medir las “unidades de vida que se dispersan en el universo tras la muerte”. Lo cierto es que la máquina nunca se presentó y suele creerse que no se trataba más que de una broma de Edison, aunque los más supersticiosos afirman que antes de morir, Edison dejó escondidos los escritos que explicaban cómo construirlo y años después, el “teléfono espiritual” fue creado. Edison aún no ha llamado...

Muy interesante, ¿no lo crees? ¿Qué te parecen estos extraños y desconocidos inventos de Edison? ¿Conoces algún otro similar?