explora

Una pareja de pingüinos gay robahuevos

154312229
iStockphoto/Thinkstock

Los ejemplos de homosexualidad en el reino animal abundan. Nuestra especie no es la única en la que se manifiesta este tipo de comportamientos, y son muchas las que escogen parejas del mismo sexo de forma instintiva. Una de ellas (y probablemente la más popular a este respecto) son los pingüinos, que habiéndose asumido como gays, intentan robar huevos de las parejas heterosexuales.

Este es un episodio que ha ocurrido en el zoológico Polar Land de Harbin, al noreste de China, en el que una pareja de pingüinos gay ante la imposibilidad de tener huevos realizó la inteligente maniobra de sustituir los huevos de nidos de parejas heterosexuales por piedras que simulaban ser huevos y que confundían a los verdaderos padres.

“Una de las responsabilidades de ser un adulto macho es buscar huevos. A pesar de que esta es una imposibilidad biológica para esta pareja de pingüinos, el deseo natural sigue allí”, explica un guardián del zoológico, que ante esta situación ha separado a la pareja del grupo para evitar problemas entre ellos, pues ante el comportamiento de la pareja gay, los demás pingüinos habían tendido a discriminarlos.

La homosexualidad es una cuestión de instinto, y al existir este tipo de comportamientos evidentemente la necesidad de reproducción no se anula.

Lo que resulta fascinante es comparar este caso con el de nosotros los seres humanos. Pensemos en las reacciones del grupo: ante este comportamiento instintivamente el grupo de pingüinos tendió a discriminar a la pareja gay.

Nuestra sociedad occidental reacciona de una forma similar ante las parejas gay que desean adoptar niños. Interesante, ¿verdad?

Vía | Telegraph