pop

8 divertidas comedias juveniles injustamente subvaloradas

8 divertidas comedias juveniles injustamente subvaloradas 1
New Line Cinema

Cuando sale el tema de conversación sobre comedias juveniles, de la época de la  secundaria y/o el paso a la universidad, generalmente las más mencionadas son Superbad (2007), American Pie (1999), o incluso los clásicos Porky’s (1981) y Animal House (1978). Todas esas películas son buenas en su propio estilo (por supuesto, todo está sujeto a la época y la opinión de cada uno). Pero hay ciertas películas de este mismo estilo que no tienen tanto renombre, son menos apreciadas o menos conocidas, lo cual es una verdadera lástima, ya que están a la altura de verdaderos clásicos de culto.

A continuación veremos una selección de 8 divertidas comedias juveniles injustamente subvaloradas.

1. Bill & Ted's Bogus Journey (1991)

Secuela de la película de culto de 1989 sobre dos adolescentes que adquieren una máquina del tiempo. En esta ocasión, unos robots malvados con las apariencias de Bill (Alex Winter) y Ted (Keanu Reeves) son enviados desde el futuro para que los asesinen. Ahora los jóvenes deben desafiar a la Muerte y conseguir la ayuda necesaria para volver a la Tierra, detener a los robots y ganar un concurso de bandas para recibir un contrato con una discográfica, lo que aseguraría un futuro pacífico, donde gobierna la música. 

2. PCU (1994)

Tom (Chris Young) es un tímido estudiante de último año de secundaria, de visita en la universidad PCU para conocer el campus, las diferentes fraternidades y el lugar que llamará su hogar cuando decida ingresar. Ante su vista desfila un variopinto número de estudiantes, pertenecientes a diferentes “tribus sociales” y con intereses y formas de pensar propias; entre ellos esta Droz (Jeremy Piven), un “eterno estudiante” que lidera la fraternidad más rebelde y fiestera de todas, la llamada “The Pit” (el foso).

Ver también: Top 10 de películas de comedia que debes ver antes de morir

3. Dead Man on Campus (1998)

Una comedia negra sobre dos universitarios, Josh (Tom Everett Scott) y Cooper (Mark-Paul Gosselaar) que necesitan notas altas para mantener su beca y satisfacer a sus padres (respectivamente) y descubren que hay una política en su universidad que le concede las notas más altas a los estudiantes cuyos compañeros de habitación se hayan suicidado; entonces ambos se ponen en campaña para encontrar a un potencial suicida, mudarlo a su habitación para que se suicide y obtener las notas más altas. 

4. Can't Hardly Wait (1998)

Al graduarse, un ecléctico y estereotipado grupo de estudiantes de secundaria decide asistir a una gran fiesta de despedida, cada uno con sus propios planes para esa noche, que van desde confesarle su amor a la chica ideal, perder la virginidad, vengarse del bravucón de la escuela o simplemente embriagarse y pasarlo bien. Con muchos elementos picarescos y una buena dosis de drama, se explora de manera honesta y bastante realista la vida de los estudiantes de secundaria en su paso a la madurez.

5. Detroit Rock City (1999)

Ambientada en 1978, Hawk (Edward Furlong), Lex (Giuseppe Andrews), Trip (James DeBello) y Jam (Sam Huntington) son 4 amigos de secundaria, miembros de una banda musical novata y fanáticos del grupo de rock KISS, inician una desopilante aventura desde Cleaveland hasta Detroit, donde se presenta su banda favorita en vivo. Deberán pasar por toda clase de vicisitudes, enfrentarse a un grupo de madres que tratan de boicotear el recital y tratar de recuperar sus boletos para finalmente poder ver a KISS.

Ver también: Los 17 actores de comedia más graciosos de todos los tiempos

6. Eurotrip (2004)

Tras concluir la escuela secundaria, Scott (Scott Mechlowicz) es abandonado por su novia, y decide aprovechar su próximo viaje a Europa para buscar a Mieke (Jessica Boehrs), su amiga por carta de Alemania. A este viaje se une Cooper (Jacob Pitts), un simpático truhán que solo trata de pasarla bien. Al llegar a Inglaterra inician una campaña para tratar de encontrar a Mieke, yendo primero a su casa en Alemania y luego siguiéndola en su itinerario de viaje hasta el Vaticano, pasando toda clase de aventuras locas.

7. High School (2010)

Henry (Matt Bush), un estudiante de secundaria con un futuro prometedor, acepta fumar marihuana por primera vez de la mano de su amigo Travis (Sean Marquette) para experimentar antes de ir a la universidad. Para su mala suerte, el consejo académico decide realizar pruebas de orina y todo aquel que contenga droga en su sistema será expulsado. Para evitar tal destino, Henry y Travis deciden drogar a toda la escuela, colocando marihuana en los pasteles de una venta anual, con resultados hilarantes.

8. Accepted (2006)

Bartleby (Justin Long) termina la secundaria y ve con horror que no ha sido aceptado en ninguna universidad. Sintiéndose presionado por su padre, decide crear el Instituto South Harmon, una falsa universidad con un sitio web propio, usando un viejo sanatorio como sede y al tío desempleado de un amigo como rector. Para su sorpresa, South Harmon atrae a toda una multitud de rechazados que también creen que han sido aceptados como alumnos y desarrollan su propio plan de estudios poco ortodoxos.

Ver también: 9 recursos para hacernos reír en películas sobre adolescentes que ya no nos causan gracia ¡Sépanlo!

¿Has visto estas comedias? ¿Cuál otra agregarías?