glam

10 propósitos que deberías adoptar en tu rutina de skincare este año: evita las imperfecciones

hermosa mujer sonriendo con un ojo cerrado fondo azul
puhhha / iStock

Los odiosos granitos o la aparición de líneas de expresión suelen ser los motivos principales por los que le prestamos especial atención a nuestro cutis. Sin embargo, tu piel necesita cuidados y apapachos diariamente.

Si aún no le dedicas este amor extra que se merece, te presentamos 10 tips básicos de skincare que marcarán una gran diferencia en tu rostro. Te ayudarán a lucir una piel tersa, humectada y radiante.

hermosa mujer con cabello afro desmaquillandose frente al espejo
Prostock-Studio / iStock

#1 Mañana, noche y después de sudar

Lavar tu cutis es un must en cualquier rutina de skincare. No obstante, no sólo se limita a un momento del día. La Asociación Americana de Dermatología (AAD) recomienda que laves tu cara «al despertar, antes de acostarte y después de sudar».

lavar rostro mujer con espuma jabon en rostro fondo rosa
LightField Studios / iStock

Lavarte tu carita recién despiertas ayuda a eliminar la suciedad y bacterias que pueden almacenarse en tu cutis mientras duermes sobre tu almohada. El lavado después de sudar no sólo refresca tu piel sino también previene la acumulación de bacterias y nada mejor que tener tu rostro limpio.

Y finalmente, lavarte el rostro antes de ir a acostarte, ayuda a eliminar los restos de maquillaje, así como la suciedad que se pudo acumular durante el día.

mujer lavandose la cara
Drazen Zigic / iStock

#2 Convierte al protector solar en tu mejor amigo

El protector solar no sólo es para las vacaciones en la playa o los días soleados. Este producto debe ser un básico en tu rutina diaria de skincare. No importa si el día está nublado o si esta lloviendo: aplica bloqueador en tu rostro SIEMPRE.

La AAD sugiere un protector con un factor de protección mínimo de 30 y que sea resistente al agua.

mujer joven con crema en mejillas sonriendo
RomarioIen / Shutterstock

#3 Desmaquíllate siempre

Sabemos que a veces da flojera desmaquillarte, pero de verdad tu piel agradecerá mucho esos minutos al final del día que dediques para remover el maquillaje.

Irte a la cama sin desmaquillarte puede provocar una serie de problemas como acné, piel seca, la aparición temprana de arrugas e incluso infecciones e irritación en los ojos ocasionadas por los restos de máscara de pestañas y delineador.

mujer desmaquillandose con toallita portada
Ekaterina Jurkova / Shutterstock.com

#4 Lava tus brochas de maquillaje constantemente

¿Cada cuándo lavas tus brochas de maquillaje? Si no lo haces muy seguido toma en cuenta que las brochas y esponjas sucias albergan restos de maquillaje viejo, suciedad y bacterias que aplicas una y otra vez en tu rostro, lo cual, no sólo lo contamina sino también puede causar brotes de acné e incluso infecciones más graves en tu cutis.

La AAD recomienda que laves tus brochas cada 7 a 10 días para matar cualquier bacteria dañina y así proteger tu piel. Además, sugiere lavarlas con un shampoo para cabello delicado para así mantenerlas suaves.

lavar brochas de maquillaje 1
RossHelen / iStock

#5 Deja a tus granitos en paz

Sabemos lo difícil que es no tocar un granito cuando lo único que queremos es exprimirlo. No obstante, lo mejor es que lo dejes en paz.

Cuando manipulas en grano no sólo corres el riesgo de dejar una marca en tu cutis sino también de crear una infección o empeorar la inflamación y provocar más brotes.

mujer manipulando granito de nariz
Prostock-studio / Shutterstock

#6 Utiliza productos para tu tipo de piel

El hecho que un jabón o una crema hidratante haya provocado maravillas en la piel de tu mejor amiga no quiere decir que vaya a tener los mismo resultados contigo, y menos si tu piel es grasa y la de ella seca.

Utiliza productos de skincare formulados específicamente para tu tipo de piel. Hoy en día hay una gran oferta de jabones, cremas, tónicos y más enfocados en piel grasa, normal, seca, mixta, sensible, madura, joven, etc.

productos basicos para tu rutina de skincare
Orawan Pattarawimonchai

#7 Hidrata tu piel

Lavar tu cutis es igual de importante que hidratarlo. Humecta tu rostro con productos formulados específicamente para tu tipo de piel. Además, beber suficiente agua también influye positivamente en mantenerla hidratada y suave.

mujer pelirroja y con pecas untando crema hidratante en el rostro
Dean Drobot / shutterstock

#8 Aplica la crema de ojos con tu dedo correcto

La piel alrededor de tus ojos es una de las zonas más sensibles de tu cutis, por lo que la AAD sugiere que cuando apliques cualquier crema alrededor de los ojos lo hagas con tu dedo anular.

Este dedo es el más débil, justo lo que se necesita para apapachar y humectar esta zona de tu cara: sin tanta presión ni fuerza que restriegue la piel.

mujer se pone mascarilla para quitar ojeras y bolsas en ojos
fizkes vía Shutterstock

#9 No fumes

Utilizar los mejores productos de skincare puede hacer maravillas en tu rostro, pero si fumas no tendrá el mismo impacto en tu piel. El cigarro es nocivo para tu cuerpo en general y obviamente también afecta tu cutis.

La AAD advierte que el tabaco tiene toxinas que dañan la elasticidad de la piel, favorecen la aparición de arrugas y promueven el envejecimiento prematuro.

causas de reflujo2
Photo by Duncan Shaffer on Unsplash

#10 Duerme lo suficiente

Cuidar tus horas de sueño también es un buen hábito para el cuidado de tu piel. Mientras descansas, tu cuerpo se recupera y renueva. Sólo presta atención en cambiar frecuentemente la funda de tu almohada. Una funda limpia es igual a un rostro libre de bacterias y suciedad durante la noche.

mujer dormida sabanas negras satin
Por Cozy Home / Shutterstock

También te puede interesar: