glam

Olvídate de las arrugas con las ice mask (y no es todo lo que hacen por tu cara)

collage mascarillas de hielo 0
Anna Mente / shutterstock | Pindyurin Vasily / shutterstock

El mundo de la belleza no tiene límites, siempre tendrá algo nuevo para cuidar y consentir nuestra piel y esta vez no es la excepción, nos referimos a las mascarillas de hielo.

El hielo se ha convertido en un gran aliado si lo que buscas es deshacerte de la resequedad, la flacidez y las arrugas prematuras en el rostro, por lo que pasar un cubo de hielo por toda tu cara es un paso que no debes olvidar en tu rutina de belleza.

usa hielo como primer de maqullaje
Por puhhha / Shutterstock

Y ahora, llegan las ice masks o mascarillas de hielo (se volverán tu adicción) Esta nueva tendencia consiste en cubos de hielo que contiene algún ingrediente natural que ataca distintas necesidades de tu piel. Sigue leyendo porque te diremos cómo prepararlas.

mascarillas faciales con hielo ingredientes naturales
Anna Mente / shutterstock

Mascarillas de hielo: tus nuevas aliadas para una piel radiante

El hielo es sumamente beneficioso para la piel, tanto así que cada vez son más las mujeres que lo incluyen en su rutina de belleza y pasan un cubito por su rostro todos los días pero estas mascarillas ofrecen un plus al cuidado de tu piel, ingredientes naturales que al derretirse en tu piel penetran a profundidad.

Beneficios:

  • Muy económicas
  • Fáciles y rápidas
  • Solo necesitas agua
  • Puedes hacerlas del ingredientes que desees

¿Cómo hacer una mascarilla de hielo?

Lo único que tienes que hacer es preparar tu infusión favorita en el caso de la manzanilla, el té verde o la lavanda; en el caso del aloe vera y el pepino, licúa los ingredientes con un poco de agua y congela en una charola para cubos de hielo. Una vez que estén listos, toma un cubito y pásalo por todo tu rostro hasta que se derrita por completo.

mascarillas faciales con cubos de hielo
New Africa / shutterstock

Esto tiene dos beneficios:

1) Estarás aprovechando las bondades que tiene pasar un cubo de hielo sobre tu rostro: mejora y promueve la circulación sanguínea, evita la flacidez, disuelve las líneas de expresión, ataca las arrugas prematuras e hidrata a profundidad.

2) Tu piel estará absorbiendo las propiedades del ingrediente con el que está hecho el cubo de hielo. A continuación te decimos de qué puedes hacer tus mascarillas:

Manzanilla

Limpia, tonifica, suaviza, equilibra el pH, desinflama, disminuye la apariencia de poros abiertos, atenúa las ojeras y las venitas alrededor de los ojos. Es el ingrediente perfecto para quienes sufren de acné pues combate los granitos gracias a sus propiedades antisépticas, además de que quita manchas y aclara la piel.

mascarilla facial de hielo con manzanilla
Sokor Space / shutterstock

Lavanda

Debido a sus propiedades antiinflamatorias y antisépticas combate el acné, reduce la inflamación y reduce la hinchazón de los brotes. Revitaliza la piel, promueve la regeneración celular, aporta firmeza, tiene poderes calmantes pues reduce la picazón, inflamación y rojeces.

mascarilla facial de hielo con lavanda
morrowlight / shutterstock

Té verde

Combate el exceso de grasa en la piel, es rico en antioxidantes, contiene vitamina C y E, promueve la elasticidad y brillo en el rostro, tiene propiedades antiinflamatorias y antibacterianas, es perfecto para eliminar espinillas.

mascarilla facial de hielo con te verde
taranova oxana / shutterstock

Gel de Aloe Vera o Sábila

Hidrata y suaviza la piel al instante, es cicatrizante, favorece la salud de los tejidos, combate la irritación, promueve la producción de colágeno y elastina, es antiinflamatorio y es un excelente regenerador celular.

mascarilla facial de hielo con aloe vera
Alena A / shutterstock

Pepino

Rico en vitaminas A, B y C, hidrata a profundidad, es astringente por lo que ayuda a regular la producción de sebo en la piel, es un ingrediente que limpia y refresca, además de que desaparece la inflamación en cualquier zona del rostro.

mascarilla facial de hielo con pepino
Aleks822 / shutterstock

Aprovecha toda la mezcla, no importa si en los cubitos de hielo se cuelan algunos trozos o pedazos de hierba, al contrario, ¡es mucho mejor!

Una vez que el cubo de hielo se derritió ¡no seques tu cara! deja que la piel absorba todo el líquido y seque de forma natural. Una vez seca la piel, si hay restos de cualquier ingrediente, retira con algodón o un paño.

¡No te vayas, esto te interesa!