glam

TikTok puede ser una red social muy dañina: una activista quiere acabar con eso

tiktok videos
XanderSt vía Shutterstock

TikTok se ha convertido en los últimos meses en una red social preferida por miles de personas en el mundo, ya que permite crear graciosos videos sobre prácticamente cualquier tema.

Sin embargo, como cualquier otra red social, también puede esconder un lado negativo y dañino para sus usuarios.

tiktok aplicacion
XanderSt vía Shutterstock

Un ejemplo de esto fue el New Teacher Challenge que se viralizó en las últimas semanas en TikTok.

Este consistía en que los padres o tutores le hacían “bromas” a los niños que estaban por iniciar un nuevo ciclo escolar: les hacían creer que estaban en una videollamada con su nueva maestra o maestro y les mostraban una foto de una persona que luciera diferente o “que diera miedo”.

El problema radicó en que, para lograr el New Teacher Challenge, los adultos tuvieron que utilizar fotografías de personas con discapacidades o enfermedades raras, lo que promovió que los niños se rieran a cuestas de sus situaciones de vida.

La primera persona en mencionar lo mal que estaba esta situación fue la activista y autora Lizzie Velasquez, quien pidió en redes sociales a los adultos no hacer este tipo de comentarios.

En esta ocasión, otra activista en favor de las personas con discapacidad decidió hablar al respecto y acabar con este reto viral en Tiktok.

Esto a través de una columna que escribió para el sitio Refinery 29. En éste, explica que nació con el síndrome de Freeman-Sheldon, un desorden de músculos y huesos que hace que su rostro se vea diferente al de otras personas.

Comenzó por escribir que los adultos que creen que las bromas hirientes están bien… o peor, que son graciosas, deberían reflexionar mejor al respecto:

«Ellos (los padres) son los que deberían enseñarles a los niños lo hiriente y dolorosas que pueden ser estas bromas, no riéndose en el fondo mientras sus hijos retroceden al ver a una persona con discapacidad»

«Quiero ser clara: estoy siendo violentada. Cada una de las veces. Cada fotografía, mofa y palabra cruel es una violación de mi dignidad y mi valor como un ser humano»

De esta manera, Melissa Blake dejó en claro que las personas con discapacidades no merecen ser el objeto de burla de nadie, mucho menos por su aspecto físico.

Otras historias que te pueden interesar: